Cuando alguien de nuestro entorno diga que tiene alergia a hacer ejercicio ya no podremos tildarlo de vago. La alergia al ejercicio, como otras alergias que hemos tratado en Supercurioso, es real. Las personas que la sufren pasan un calvario cuando practican cualquier deporte. La reacción puede incluso llegar a ser mortal. Es importante conocer qué la puede causar y los síntomas que produce.

Causas

La anafilaxia es una reacción excesiva del organismo a alguna sustancia, generalmente a alimentos o medicamentos. En el caso de la alergia al ejercicio, los expertos piensan que la anafilaxia puede tener en su base un desencadenante. Éste se pondría en marcha con la actividad física.

gimnastasCitan cinco tipos de posibles factores de activación:

  1. El sufrir asma o rinitis alérgica. Estas personas es más fácil que la padezcan.

2. El estar tomando algún tipo de medicamento, que puede ser tan simple como una aspirina o un antibiótico.

3. Cambios hormonales.

4. Causas ambientales como la temperatura o la humedad.

5. Haber ingerido, antes de ejercitarse, determinados alimentos como cacahuetes, trigo o marisco.

Algunos síntomas

Los síntomas son similares a los de muchas alergias: puede producir mareos, hinchazón en diferentes partes del cuerpo, náuseas, ronchas, urticaria, e incluso dificultades para respirar.

sarpullido

En los casos más graves se puede llegar a perder el conocimiento o tener un paro cardíaco si no se trata a tiempo.

Un caso real

En el año 2013 se dio a conocer el caso de la gimnasta inglesa Tasha Coates. Tasha sufre una enfermedad rara que afecta a sus mastocitos que son las células que actúan entre otras cosas para la curación de heridas y la protección contra las enfermedades. Como todas las personas al hacer ejercicio suda y aumenta su  temperatura. La reacción de su organismo  es producir histaminas como si un cuerpo extraño lo hubiera invadido. Se le inflaman los tejidos corporales y tiene dificultades para respirar y al final sufre un shock anafiláctico.

gimnastaLos médicos tardaron un tiempo en averiguar lo que le pasaba. En un año tuvo que ser ingresada 30 veces. Tasha es asmática y alérgica a muchas cosas más, su cuerpo reacciona de una manera desproporcionada. Pero ella no se ha rendido y ha decidido no dejar la gimnasia. Bajo un fuerte control ha pasado a practicarla en una categoría para discapacitados y ya ha ganado varias medallas. Todo un ejemplo de superación.

Si te interesan los casos de personas que superan las dificultades y salen adelante, quizá te pueda interesar el caso de Jessica Cox, la mujer sin brazos que pilota aviones.

Imágenes: Franco PecchioMarco Raaphorst

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here