Hace algún tiempo en Supercurioso os mostramos 8 alucinantes cuerpos incorruptos. En esta ocasión queremos indagar más y explorar los extraños fenómenos que acompañan a estos cuerpos incorruptos. Como premisa, recordar que un cuerpo incorrupto es aquel que, tras el fallecimiento y sin ningún tipo de tratamiento, no se descompone. Además debe conservar la flexibilidad, el color y la frescura de cuando estaba vivo. En la mayoría de los casos, asombrosamente, parece no haber explicación, ni para la incorrupción ni para los fenómenos relacionados con ella. Cabe añadir que si se relaciona la incorrupción con los santos es por la costumbre de desenterrarlos, antes de proceder a beatificarlos o santificarlos, para comprobar que sea realmente el cuerpo del causante. Esto da lugar a verificar que los cuerpos se encuentran sin corromper.

Increíbles fenómenos que acompañan a los cuerpos incorruptos

Osmogenesia

Es la emisión de aromas agradables que parecen desprender algunos cuerpos incorruptos. Los que los han olido afirman que es como un suave olor floral. De ahí viene la expresión «olor de santidad». Son muchos los cuerpos de santos que presentan osmogénesis, por ejemplo Santa Rita de Casia o San Alberto Magno.

flores

De momento, la ciencia no tiene explicación para este fenómeno.

Flexibilidad

Los cadáveres que se momifican quedan rígidos y endurecidos, no importa si la momificación ha sido natural o efectuada por mano humana. Muchos de los llamados cuerpos incorruptos son flexibles al cabo de los años.

cuerpo incorrupto

En el caso de Santa Catalina de Bolonia, por ejemplo, pudieron sentarla 12 años después de ser enterrada ya que el cuerpo estaba totalmente flexible. Lo mismo ocurrió con la beata Eustoquia Calafato, 150 años después de ser enterrada.

Sangre fresca

Este fenómeno también escapa de cualquier explicación científica. En algunos de estos cuerpos, al parecer, brota sangre fresca.

sangre

Así lo hizo el cadáver de San Hugo Lincoln cuando, 80 años después de muerto, lo desenterraron y se le desprendió la cabeza brotando sangre, o cuando le amputaron un dedo al cadáver de San Juan de la Cruz y también sangró.

Aparición de luces

El fenómeno de las luces suele darse para indicar donde está la tumba del santo o como complemento a otras manifestaciones como el «olor de santidad». Son luces muy brillantes que se dan durante un corto espacio de tiempo. El caso más famoso es el de la tumba de San Charbel Makhlouf, después de brillar una luz extraña sobre su tumba durante 45 días se exhumó el cadáver y se vio que permanecía incorrupto.

Chárbel Makhlouf

Hay otros fenómenos increíbles relacionados con la incorrupción, pero estos son los que nos han parecido más curiosos. Sólo añadir que la explicación más plausible a los casos de incorrupción es que fueran enterrados en lugares con unas características que permitieran la conservación de los cuerpos. También podría ser que éstos, sin que conste en ningún lugar, fueran tratados para su conservación a largo plazo y luego se olvidara. Naturalmente a la iglesia no le interesaba investigar, y hasta ahora no se ha dispuesto de los medios científicos necesarios para resolver muchos de estos fenómenos. Esperemos que la ciencia en un futuro pueda darnos una explicación.

Si te ha interesado este artículo, quizá quieras leer el que habla de 4 objetos religiosos espeluznantes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here