Los desiertos forman la zona más extensa de la superficie terrestre: con más de 50 millones de kilómetros cuadrados, ocupan casi un tercio de esta. El entorno es austero y es compleja la proliferación de la vida dadas las escasas precipitaciones (cuando no son nulas). Esto hace que la poca vegetación y fauna que en ellos se encuentra deba adaptarse a condiciones extremas, lo que representa, al mismo tiempo, desarrollos sorprendentes de supervivencia. Hoy en Supercurioso hablaremos de diez icónicos animales del desierto y sus «super poderes» para sobrevivir a la inclemencia desértica.

10 Animales del desierto que no puedes dejar de conocer

Como mencionamos previamente, la fauna desértica es poco variada en comparación a otros ecosistemas terrestres, tales como los bosques y las selvas, pues la escasez de agua lo dificulta todo. Sin embargo, los animales del desierto han desarrollado a lo largo de millones de años de evolución diversas capacidades físicas, bioquímicas o conductuales que les permiten sobrevivir y reproducirse. Muchos de estos tienen una mayor vida nocturna, cuando las temperaturas han descendido exponencialmente, pues, esto como curiosidad, en los desiertos tórridos las temperaturas en el día son muy elevadas, pero en la noche reina el intenso frío.

Algunos animales se mantienen ocultos a la sombra de la poca vegetación (cactus y pequeños arbustos) y otros pueden pasar todo el día enterrados en la arena. Es común que estos animales posean capas aislantes para protegerse del Sol y la desecación, mientras otros almacenan grandes cantidades de agua en sus organismos, las cuales pueden durar varios días allí y permiten la subsistencia de la especie. Los animales del desierto son generalmente pequeños, salvo algunos casos y dada la escasez de materia orgánica, predominan los animales carnívoros y carroñeros, aunque también existen especies herbívoras que suelen ir en manadas nómadas y errantes.

1. El camello

Animales del desierto | Camello

Sin duda alguna son los animales más emblemáticos del desierto, han sido utilizados para el transporte y el comercio en el desierto, pues tienen una enorme resistencia a los climas áridos, estos pertenecen a la familia Camellidae cuyo origen se remonta a más de 40 millones de años. En la actualidad, el camello árabe es el más abundante y su aparición se da hace 6.000 años. Las jorobas del camello, contrario a lo que se piensa, son un depósito de grasa y no de agua, la grasa asegura la energía del animal; en el caso del agua, un camello puede tomar 200 litros de agua en un solo día y luego de esto puede sobrevivir sin beber durante diez días.

Los camellos han sabido adaptarse también a la arena, entre sus herramientas evolutivas se cuentan las dos capas de pestañas gruesas que impiden el ingreso de la arena en sus ojos y del mismo modo pueden cerrar sus fosas nasales o dejarlas abiertas levemente para no aspirar la arena. Otra curiosidad de los camellos es que estos nacen sin joroba, es con el tiempo y la alimentación que esta se va consolidando, además algunos camellos tienen una joroba (bactrianos) y otros tienen dos (dromedarios).

2. El escorpión

Animales del desierto | Escorpión

Uno de los animales del desierto más interesantes son los escorpiones, si bien siempre se relacionan al desierto no sólo habitan en este lugar, de hecho es posible hallar escorpiones en todos los continentes, a excepción de la Antártida, incluso es posible hallarlos en la Cordillera del Himalaya. Muchos no saben que los escorpiones pertenecen ala familia de los arácnidos y de hecho tienen muchas similitudes con sus primas las arañas.

Los escorpiones suelen alimentarse de insectos, pero también pueden adaptarse para comer otras cosas cuando el alimento escasea, de hecho, si la escasez es prolongada, los escorpiones pueden ralentizar su metabolismo a tan sólo un tercio de lo habitual entre los artrópodos, esto les permite consumir muchísimo menos oxígeno e incluso sobrevivir con un solo insecto por un año. Estos particulares animales necesitan imperiosamente enterrarse, esto les ayuda a soportar las temperaturas y ahorrar energía.

3. El Avestruz de cuello rojo

Animales del desierto | Avestruz de cuello rojo

Si bien es el ave más grande del planeta, esto no le asegura sobrevivir a la austeridad del desierto, sin embargo el avestruz de cuello rojo (el cual, sí, efectivamente tiene el cuello rojo) ha logrado adaptarse para subsistir como uno de los más fuertes animales del desierto. Este se halla principalmente en los desiertos del Norte de África, su cuerpo se mantiene generalmente fresco dado un intrincado metabolismo interno que le refrigera, además de esto, a pesar de no poder volar, sus alas tienen otra función y es agitarlas de arriba hacia abajo para crear fuertes brisas que le mantienen a baja temperatura o abrigarse con ellas cuando hace mucho frío.

Estas aves se alimentan principalmente de hierbas, flores y frutos que encuentra, aunque también se alimenta de carne de carroña o pequeños animales. El estómago del avestruz de cuello puede almacenar enormes cantidades de comida que permiten la supervivencia del animal por muchos días, además también obtiene agua de las plantas que devora y cuando esto escasea tiene la capacidad de producir internamente su propio suministro de agua a partir de los alimentos ingeridos.

4. El Adax

Animales del desierto | Adax

En los desiertos del Norte de África habita el majestuoso Adax, un antílope de pelaje blanco, unos largos cuernos anillados que crecen hacia arriba y se enroscan sobre sí mismos, patas largas y una particular X en su rostro. Las formas de las pezuñas de este animal permiten que transite por zonas rocosas sin dificultad  que tampoco se entierre cuando camina por la arena. Obtiene el agua principalmente de las plantas que come, aunque puede sobrevivir un extenso tiempo sin flujo de agua. En la actualidad se encuentra en un riesgo crítico de extinción, pues no es muy rápido y esto es aprovechado por los cazadores que en un solo ataque pueden acabar con una manada completa.

5. El Correcaminos

Animales del desierto | Correcaminos

Si bien todos conocen a esta avecilla por su papel estelar en la serie El Correcaminos, este pajarito no es como se pinta en la serie animada, de hecho su tamaño yace entre los 60 centímetros en promedio. Se encuentra principalmente en los desiertos de Norteamérica y su dieta se basa en reptiles y frutos, de hecho es un buen peleador, llegando incluso a vencer a una víbora de cascabel. El correcaminos es un ágil cazador y casi no necesita agua, de hecho obtiene el agua de los animales que caza. Su plumaje, que le mantiene oculto, sumado a su gran velocidad y manejo le convierten en un superviviente sólido entre los animales del desierto.

6. La Serpiente de cascabel

Animales del desierto | Serpiente de Cascabel

Probablemente una de las especies de serpientes más conocidas, junto con las cobras. La Serpiente de cascabel se caracteriza por el sonajero formado a partir de varios anillos que corona su cola, además, si bien es una serpiente venenosa, no es considerada como una especie agresiva, así que si no se le molesta, no atacará. Estas serpientes no toleran el frío o el calor extremo, por lo cual se mantienen bajo tierra por largos períodos de tiempo; por otra parte, estas serpientes sólo cazan cuando tienen hambre, por lo que una serpiente puede permanecer hasta dos semanas bajo tierra, todo dependiendo de la última presa que capturó.

7. El Zorro del desierto

Animales del desierto | Zorro del desierto

Este hermoso y minúsculo animal habita principalmente en el Desierto del Sahara y es considerado con el animal con la mejor adaptabilidad en el mundo. Son animales nocturnos, aunque se les puede ver merodeando en el día, son la especie de zorro más pequeña de todas, sin embargo poseen las orejas más grandes que el resto. Al ser animales del desierto también pueden soportar largos períodos sin agua, sin embargo, a pesar de ser carnívoros, en ocasiones cazan insectos para mantener un suministro de agua en sus metabolismos. Generalmente están con sus manadas durante todo el día en la madriguera y por la noche salen a cazar.

8. El chacal

Animales del desierto | Chacal

Contrario a los animales del desierto expuestos inmediatamente antes, los chacales sí tienen un mayor tamaño, también pertenecen a la familias de los cánidos y sus dimensiones son similares a la de un perro doméstico. Los chacales son cazadores por excelencia y pueden soportar largos períodos sin agua, aunque generalmente la toman de las presas cazadas. Estos animales viven generalmente en parejas de por vida, así que tienen un enorme sentido de afecto hacia sus crías. Una de las ventajas del chacal es que casi no tiene depredadores, salvo cuando son cachorros, pues búhos u otros depredadores más grandes pueden devorarlos.

9. La Iguana del desierto

Animales del desierto | Iguana del desierto

Entre los animales del desierto más resistentes figuran los reptiles, pues tras un largo trayecto evolutivo han desarrollado capacidades increíbles para adaptarse a los climas extremos. La iguana del desierto es claro exponente de esto, esta puede alcanzar los 40 centímetros de largo y su cola incluso puede doblar esa longitud. Casi no requiere agua y la poca que necesitan la toman de las plantas que comen, además, para soportar el calor o el frío extremos, la iguana regula su temperatura corporal sin el más mínimo esfuerzo.

10. El Oryx

Animales del desierto | Oryx

Finalizamos este recuento sobre curiosidades de los animales del desierto con el majestuoso oryx, un antílope de la familia de los bóvidos que también ha desarrollado interesantes mecanismos para sobrevivir a la inclemencia del desierto. Este animal es herbívoro, las crías son alimentadas con leche hasta que ya tienen la suficiente edad para llevar la dieta de plantas. Como muchos otros animales que hemos visto, el oryx también almacena el agua de las plantas que come y dado que en el desierto la vegetación es escasa, este animal aprovecha los nutrientes al máximo. Es un rumiante y, al igual que la iguana, puede controlar a voluntad su temperatura corporal, herramienta de gran utilidad en la inclemencia desértica.

Gracias por acompañarnos en este safari por el desierto, esperamos que te haya gustado y te hayas impresionado con las habilidades de estas criaturas. ¿Cuál fue tu animal favorito? ¿Cuál fue tu habilidad favorita? ¡Déjanos tu comentario!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here