Has superado el examen teórico y llega el momento de pasar a la acción. Llevas unas cuantas prácticas, ya está cerca el día del examen y puede que los nervios se apoderen de ti y dudes del éxito de la prueba. Mantener la calma es clave, pero no es tan sencillo. Sin embargo, seguir ciertos consejos puede ayudarte a superar el examen de conducir.

¿Cómo aprobar el examen de conducir?

aprobar examen de conduccion

Ten en cuenta los siguientes aspectos para lograr una mayor confianza a la hora de acudir a tu examen práctico de conducción.

1. No tengas prisa por presentarte

Es bastante probable que estés deseando tener la licencia para conducir en tu poder, pero las prisas nunca han sido buenas para nada. Cada persona lleva un ritmo de aprendizaje diferente, por lo que ponerte una meta antes de empezar con las prácticas está bien, pero no seas muy exigente con ella.

Probablemente ya sepas a dónde vas a ir primero, estés pensando en qué modelo quieres conducir y te hayas puesto a hacer cuentas y a calcular el seguro de tu coche nuevo, pero tómatelo con calma: debes dejar llevarte por los consejos de tu profesor o profesora de autoescuela y no insistas en ir al examen antes de sentir que tienes plena seguridad al volante y de que él o ella te dé el visto bueno.

2. Revisa el entorno

En ciudades grandes esto es algo complicado, pero si te vas a examinar en una ciudad pequeña, darte un paseo previo por las zonas por las que te pudiese llevar el examinador para quedarte con los elementos más esenciales (sentido de las calles, velocidades permitidas, etc.) te dará un plus de confianza.

3. Familiarízate con el coche

Una vez llegue el día del examen, toca poner en práctica ciertos consejos. Por ejemplo: cuanto más conozcas el coche, más tranquilidad y seguridad sentirás durante la prueba.

Es habitual que el examen se realice con el mismo coche con el que se hicieron las prácticas, pero, si no es así, es esencial tener controlados todos aquellos elementos del vehículo que se podrían llegar a usar: las luces, los limpiaparabrisas, activar el claxon, el aire acondicionado, la calefacción, etc.

4. Prepárate antes de empezar la prueba

Que no se te olvide ni una de las comprobaciones y acciones básicas que hay que realizar antes de empezar a conducir: regular el asiento, los retrovisores, ponerte el cinturón de seguridad, quitar el freno de mano, arrancar, poner el indicador…

5. Mantén todos los sentidos despiertos

Prestar atención a la carretera y al entorno es esencial: mirar por los espejos, tener en cuenta las señales de tráfico, mantener la distancia de seguridad con otros vehículos, respetar los límites de velocidad, etc. También deberás estar atento al examinador, pues debes seguir sus indicaciones.

6. Realiza las maniobras correctamente

No te olvides de todo lo que has aprendido durante las prácticas: detente completamente en el STOP, no hagas todos los cedas como si fuesen STOPs, mira bien a los lados en las intersecciones, intenta hacer los cambios de marchas de forma suave y señaliza correctamente y con tiempo de antelación.

7. Cuidado con las malas costumbres

Mucho ojo con llevar solo una mano al volante, apoyar un brazo en la ventanilla o mirar la palanca de cambios para cambiar de marcha. Puede ser motivo de suspenso.

Recuerda que para conducir un coche es obligatorio tener el permiso de conducción y para superar la prueba con éxito, poner en práctica estos consejos te pueden ayudar a lograrlo.

Redacción: Laura Morales

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here