La mitología japonesa es una de las más complejas y atractivas, habitada por dioses y pequeños espíritus que inundan cada aspecto de la naturaleza y de la vida cotidiana, historias fascinantes que nos sorprenden y aterran a la vez, que nos ayudan a comprender la historia y nos educan moralmente. El Panteón Shinto bebe de muchas fuentes y se inspira en otras civilizaciones como la china, la griega, la nórdica e incluso la egipcia. La tradición Shinto y la Budista se entremezclan para tejer un manto apasionante de leyendas y personajes que muy a menudo  se mezclan con la realidad, consiguiendo que sea difícil para los japoneses separar ese matiz imperturbable que delimita el mito. En Supercurioso hemos hecho esta recopilación de las criaturas mitológicas japonesas más fascinantes, ¿te animas a conocerlas?

12 Criaturas mitológicas japonesas que debes conocer

Japanese statue in temple

La mitología es fascinante. A través de ella conocemos las bases de las distintas culturas que fundaron el mundo, los orígenes del hombre mismo y las razones por las cuales el hombre pensaba lo que pensaba y, por lo tanto, por qué piensa como lo hace ahora. Aunque ahora la veamos como historias del pasado, no podemos dejarla de lado, y por eso hemos querido abordar estas 12 criaturas mitológicas japonesas que te fascinarán. Vamos a conocerla.

1. Tanuki

Los primeros seres de la mitología japonesa de los que te vamos a hablar son los Tanuki. Se trata de unos seres de aspecto adorable, pero de los que hay que cuidarse mucho pues poseen un lado realmente siniestro. Pese a ser personajes productivos dentro de la sociedad nipona, se dice que engañan a los comerciantes con artes mágicas, ofrecen hojas que simulan ser monedas, son engañosos y no se puede confiar siempre de sus actos.

De todos modos (y aquí aparece la compleja dualidad de la mitología nipona) disponen de una serie de características “beneficiosas” que atraen la buena suerte: un sombrero o paraguas que ahuyenta los problemas, grandes ojos para ver las cosas acertadas y tomar buenas decisiones, una gran cola que proporciona estabilidad, una botella de sake que representa la virtud, una gran barriga: firmeza y calma, la sonrisa que trae amistad, y unos enormes testículos que atraen el éxito financiero… ¿Curioso no?

2. Kitsune

Otras de las más conocidas criaturas mitológicas japonesas es el Kitsune, que significa zorro, un animal con enorme peso y relevancia dentro del folklore japonés: son los espíritus sagrados del bosque, ellos quienes protegen y salvaguardan las aldeas y sus gentes. Son criaturas bellas e inteligentes con enormes capacidades mágicas que se van incrementando con la edad y con la adquisición de continuos conocimientos y sabiduría. El Kitsune posee nueve espléndidas colas, es capaz de convertirse en una atractiva mujer joven así como en hombres ancianos.

Para que esta transformación pueda llevarse a cabo, el Kitsume debe disponer de juncos, una hoja de gran tamaño o una calavera que colocar sobre su cabeza. Así de fácil. Es entonces cuando pierde su piel de zorro y sus nueve colas, adoptando el papel de amiga, amante o esposa. Es muy travieso…

3. Kappa

Los Kappa son personajes realmente fascinantes: asemejan ser pequeños humanoides con forma de rana, casi como niños de cinco años. Sus rostros son muy singulares: parecen tortugas, e incluso llevan una especie de caparazón en la espalda. Viven en los ríos y nadan en ellos con gran agilidad, y es que estos pequeños seres adoran el agua por encima de todo, en ella viven, disfrutan y obtienen su gran poder. Disponen de una especie de oquedad alojada en sus cabecitas donde almacenan el agua permitiéndoles disponer de una fuerza especial. Eso sí, es posible que al salir de los ríos o lagunas japonesas el sol sea demasiado fuerte y entonces ese charco de agua se evapore, perdiendo así  su fortaleza.

4. Kiyohime

La de Kiyohime es una de las historias más sorprendentes entre las criaturas de la mitología japonesa. Se trata de una mujer que fue despreciada por su amante, quien había perdido todo interés por ella. Al darse cuenta de que ya no era amada, Kiyohime se fue hasta un río y se convirtió en una serpiente que persiguió el barco en el que iba su amante. Cegada por los celos y la ira, Kiyohime cazó a su amante hasta que lo enrolló con su cuerpo y terminó por estrangularlo con la fuerza de su cola. Finalmente, escupió fuego de sus entrañas y derritió al hombre que en otro tiempo había amando con tanta intensidad. Es una de las criaturas mitológicas japonesas más conocidas.

5. Yuki-Onna

Este es uno de los personajes de la mitología japonesa más conocidos. Se trata de la famosa mujer de las nieves: blanca ella, blanco su kimono, el cabello largo y negro. Se dice que se aparece en las nevadas y se desliza sobre la nieve sin pies, como un fantasma. Dentro de las criaturas de la mitología japonesa esta es, en particular, muy temina, pues Yuki-Onna se alimenta de la esencia humana y su método favorito de obtener comida es soplar sobre sus víctimas para congelarlas y, luego, succionar sus almas a través de la boca. Terrorífico, ¿no lo crees?

6. Shuten Doji

Su cuerpo es de color rojo, cuenta con 5 cuernos, 15 ojos y mide unos 15 metros de altura. Sin embargo, nadie le teme, pues el Shuten Doji ya ha muerto. Se trata de una de las criaturas mitológicas japonesas de la época medieval japonesa. Se dice, de hecho, que guerreros de dos aldeas distintas se infiltraron en la guarida de esta criatura, disfrazados de sacerdotes, para poder liberar a varias mujeres que el monstruo tenía secuestradas. Se dice que estos guerreros lograron matar al Shuten Doji después de darle un sake que contenía drogas que lo hicieron perder el conocimiento y, una vez desmayado, le cortaron la cabeza y liberaron a los prisioneros que mantenía.

7. Yamauba

Kitsune

Esta es otra de las leyendas de las criaturas mitológicas japonesas que datan de la época medieval. Las Yamauba son, en esencia, mujeres, pero no como cualquier mujer. De hecho, se dice que estas mujeres nacieron solas y tristes, hijas de otras mujeres de avanzada edad que fueron marginadas por la sociedad y obligadas a vivir en aislamiento. Allí, las Yamauba adquirieron una predilección por comer carne humana, y otra de las particularidades de estas espantosas criaturas es que tienen bocas bajo el pelo.

8. Tengu

Una de las criaturas mitológicas japonesas más fascinantes son los Tengu. Se trata de pequeños duendes de montañas que aparecen en una gran cantidad de cuentos populares de la mitología japonesa. Originalmente eran representados como una especie de pájaros, y una de sus características más llamativas es que gustan mucho de jugarle bromas a todo el que se encuentren. No obstante, a veces sus bromas van demasiado lejos, ya que los Tengu son conocidos por iniciar incendios en templos budistas, robarse niños y extraviar a las personas, así como llevar a los monjes a la punta de los árboles o de las torres. Sin duda, son criaturas bastante particulares, pero no querrás toparte con uno de ellos. Algunas de las leyendas de su origen afirman que los Tengu son sacerdotes hipócritas que como castigos fueron condenados a vivir como duendes.

9. Oiwa

Oiwa es un ser fantasmal, aunque en su origen fue una hermosa mujer. Oiwa fue envenenada por su marido, y esto hizo que su rostro se desfigurara, pero no terminó por matarla. Al enterarse de la traición de su esposo, es ella misma quien se mata y desde el otro mundo empieza a planificar su horrible castigo. Con su rostro desfigurado, no le da ni un momento de paz a Iemon, el marido asesino, y empieza a aparecérsele por todos lados, incluso en el rostro de la nueva amante de Iemon. Esta es una de las historias de venganza y horror más famosas del japón, y ha sido adaptada al cine en muchas ocasiones. Sin duda, una de las leyendas japonesas de amor más trágicas.

10. Kuchisake-Onna

Kuchisake-Onna es una mujer que vaga con una bella máscara que cubre su desfigurado rostro. Al toparse con alguien, suele preguntar: «¿Crees que soy bonita?». Desde ese momento haz de saberte condenado, pues si respondes que sí, entonces Kuchisake-Onna se quitará la máscara y te preguntará de nuevo, y si le respondes lo mismo te desfigurará el rostro y quedarás marcado como ella. Si respondes que no, entonces tampoco te irá tan bien. Entonces, ¿cómo te salvas de esta criatura? Pues con respuestas vagas, no puedes responder ni sí ni no, sino más bien que es una cuestión complicada decir qué es lo bello, y que los estándares estéticos son una cuestión muy subjetiva. Sin duda, una de las criaturas mitológicas japonesas más temibles.

11. Jorōgumo

Imagínate una araña que tiene la capacidad de convertirse en una mujer muy sexy. Esto son las Jorōgumo, unas arañas mágicas que asechan a sus víctimas de una manera muy sensual. Viven de forma solitaria en cuevas, bosques o cualquier lugar vacío o abandonado. Sienten especial atracción por los hombres, sobre todo los jóvenes, los cuales son, sin duda, su comida preferida. Una de las criaturas mitológicas japonesas con las que no te gustaría toparte.

12. Genbu

Ya estamos por cerrar con nuestro artículo sobre estas 12 criaturas mitológicas japonesas, pero antes vamos a conocer a Genbu, una de las criaturas más fascinantes que ver en JapónSe trata de un dios con aspecto de tortuga con una serpiente enrollada, y su símbolo es la tierra y el invierno. Se trata de una de las criaturas de la mitología japonesa más veneradas.

¿Qué te ha parecido nuestro artículo sobre las criaturas de la mitología japonesa? Sin duda, algunas son muy terroríficas y no te gustaría toparte con ellas en ninguna de las ciudad de Japón. No obstante, otras son más bien nobles o sagradas. Y tú, ¿qué piensas de ellas? Déjanos tu opinión en los comentarios, ¡estaremos deseando leerte!

9 Comentarios

    • Muchas gracias Aven! Completaremos pues próximos artículos con la información que nos has aportado. Un abrazo desde Supercurioso y gracias de nuevo por leernos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here