Si estás trabajando por conseguir un aumento de sueldo, adelgazar o una mejor vida sexual, hay algo inesperado que podría ayudarte. Increíblemente, el descubrimiento de tu cronotipo podría ser la clave para todo tipo de éxito. Un cronotipo es la clasificación genéticamente predeterminada de biorritmo de una persona en particular. Probablemente te sonarán más nociones típicas como «Pájaro mañaneros», «búho nocturno», y»colibrí», aunque este es un concepto más nuevo que se refiere a las personas que mantienen un horario habitual. Si sigues leyendo, verás que los perfiles de cronotipo ya no se centran en las aves, si no en otros animales. ¿Sabes en cuál encajas tú?

¿Conoces tu cronotipo? ¡Podría ser esencial! ¿Eres delfín, león, lobo…?

El libro «El poder de Al,» del psicólogo del sueño Michael Breus, explica cómo entender y vivir de acuerdo con tu reloj personal diario, que está influenciado por las hormonas, enzimas y la actividad circulatoria, lo que puede ayudarte a vivir de forma más óptima posible. «No estar sincronizado con tu biorritmo es devastador para tu bienestar físico, mental y emocional», asegura Breus en su libro.

Después de analizar más de 200 estudios de investigación relacionados con el sueño y fijarse en sus propios pacientes con trastornos del sueño, Breus desarrolló horarios diarios adaptados a cada cronotipo, y modernizó las categorías en mamíferos, en lugar de nuestros amigos con plumas. Aquí está el desglose:

1. Delfines (10% de la población mundial)

Tienen sueño ligero (a menudo padecen insomnio) y generalmente se despiertan poco frescos, sintiéndose cansados hasta la tarde, cuando experimentan una subida de energía. Durante el día pueden tener pequeños «despertares» que les hacen trabajar mejor de golpe, para luego volver a su estado normal. Este perfil suele encajar con un tipo de persona de carácter más introvertido. Los delfines suelen ser inteligentes, prudentes y, en ciertos momentos, algo neuróticos.

2. Leones (15%-20% de la población mundial)

El perfil del león es el del típico madrugador. Se caracterizan por ser optimista y muy prácticos. Son trabajadores y suelen despertarse con el sol, si no antes. Al final de la tarde están al límite de sus energías, por lo que concilian fácilmente el sueño.

3. Osos (50% de la población mundial)

Los osos suelen ser personas que actúan con cautela, pero con una mente abierta y muy extrovertidos. Cuando se levantan suelen estar bastante desorientados, pero la energía les dura todo el día hasta que el sol se pone y llega la noche, entonces sus fuerzas empiezan a flaquear claramente. Durante la noche suelen dormir profundamente. ¿Te suena de algo su biorritmo? Al ser tantos, los osos han conformado el horario actual de nuestra sociedad.

4. Lobos (15%-20% de la población mundial)

Los lobos son un grupo formado por individuos muy impulsivos, creativos y especialmente temperamentales. No tienen miedo de asumir riesgos y buscan auto complacerse. Se caracterizan por un claro aturdimiento en las horas antes del mediodía, pero un pico de actividad después de la medianoche. Auténticos lobos.

¿Conoces tu cronotipo? ¡Podría ser esencial! ¿Eres delfín, león, lobo...?

Una vez que conoces tu cronotipo, puedes adoptar la totalidad o parte del programa general de Breus, que ofrece la mejor hora de despertar, de irse a dormir, comer, hacer una pausa, el ejercicio, competir en un deporte de equipo, salir a correr, tomar medicamentos e incluso luchar con un compañero.

Breus, por otra parte, asegura que beber café nada más levantarlos es absurdo, puesto que no tiene por qué encajar con nuestro biorritmo. Según dice, hay que hacerlo cuando nuestros niveles de cortisol bajan. En este sentido, pone un ejemplo alrededor de los Osos, si es tu caso, debes saber que tu energía estará baja entre las 9:30 y las 11:30 de la mañana, así como entre las 13:30 y las 17:30. Es en esos momentos que puedes permitirte un extra de energía, como es un café  o una taza de té.

¿Te apetece un aperitivo, aunque no deberías? Breus asegura que, en general, deberíamos hacer esto siempre por la mañana, ya que es el momento en que casi todos los cronotipos metabolizan mejor lo que ingieren, exceptuando a los leones. Estos pueden hacerlo al medio día, cuando sufren un bajón de energía. Algo lógico si se despiertan con la salida del sol.

En el libro de Breus incluso se detalla que deberíamos pedir un aumento de sueldo los viernes (y, de hecho, especifica la mejor hora si conoces el cronotipo de tu jefe) e incluso se habla de los mejores momentos para tener relaciones según tu biorritmo y el de tu pareja, para conseguir una de esas experiencias dignas de fuegos artificiales. Fascinante, ¿verdad?

Tu cronotipo está predeterminado genéticamente. Se puede cambiar si es necesario (por ejemplo para ir al trabajo), pero es difícil engañar a la madre naturaleza. Con los consejos del autor, en cambio, puede que logres el éxito de una manera que jamás hubieras imaginado. ¿Ya sabes cuál es tu cronotipo? Si no lo tienes claro, puedes hacer este test y descubrirlo. 

¿Te ha interesado este tema? Entonces, no te puedes perder nuestro artículo sobre 5 hábitos sencillos con las que serás más feliz y “más libre” cada día.

6 Comentarios

  1. Me identifiqué más con el delfín y después de hacer el test lo confirmé. Y según el video, los delfines son compatibles con los lobos. En tanto que los leones se llevarían mejor con los osos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here