Valora este post

En Supercurioso nos gusta descubrir como influye la comida en las personas: si nos ayuda a dormir, a sentirnos mejor… Pero, ¿sabías que tu gusto por algunos sabores depende de tu personalidad?

Según estudios recientes, que te guste o no la comida picante depende en gran medida de tu personalidad, según se deduce de un trabajo de la Universidad de Pensilvania, dado a conocer en la última reunión anual del Instituto de Tecnólogos de los Alimentos (IFT por sus siglas en inglés) de Estados Unidos.

Guindillas

En concreto, los investigadores detectaron según los resultados que individuos cuya personalidad mostraba un claro gusto por la novedad y las emociones fuertes, así como cierta predisposición a correr riesgos, eran también los más aficionados al sabor picante de la capsaicina, el componente picante del chile, sobre todo en grandes dosis.

Niño probando pollo aderezado con mostaza picante

Sin embargo, los individuos con una personalidad más tranquila rechazaban la comida cuando aumentaba el contenido de este tipo de picante, soportando solo pequeñas dosis antes de sentir una intensa y desagradable sensación de ardor en la boca.

 Y tú, ¿picante o no?

Imágenes: Zen LenVicente Villamón.

20 Comentarios

  1. Así soy yoooooo,y me fascina la comida súper picante. =D y si no tiene pues le agrego,pero no falta en mis alimentos,muy buena nota.

  2. A veces hay que tener cuidado con lo que se escribe, el hecho de que un estudio diga algo no implica que sea cierto. Las preguntas que me hago ante este estudio son:

    ¿La cultura gastronómica no influye?, ¿y la edad?, ¿y el número de papilas gustativas de cada tipo?, ¿y las vivencias respectivas de cada individuo?, ¿y su resistencia al dolor?…

    Desconozco el estudio, pero ya de por sí me parece parcial y general con sólo el titular.

  3. Pues la gente siempre ha dicho que soy muy atrevida y es cierto que me encantar los riesgos y vencer los miedos, pero nunca me ha dado por comer un solo gramo de chile; Conozco gente a la inversa. Asi que no creo

  4. […] Como curiosidad puede que te preguntes en este momento si el picante es también un sabor. La respuesta es “no”. ¿Y por qué razón? básicamente porque no disponemos de papilas gustativas receptoras del picante, pero sí para el dulce, el salado, el amargo, el ácido y el umami. El picante se percibe gracias a los nocipceptores, o vías del dolor. Algo estimulante, pero a veces… doloroso, y que, como ya sabes, se asocia a nuestra personalidad. […]

  5. […] Como curiosidad puede que te preguntes en este instante si el picante es además un sabor. La respuesta es “no”. ¿Y por qué razón? básicamente porque no disponemos de papilas gustativas receptoras del picante, sin embargo sí para el dulce, el salado, el amargo, el ácido y el umami. El picante se percibe gracias a los nocipceptores, o vías del dolor. Algo estimulante, sin embargo a veces… doloroso, y que, como ya sabes, se asocia a nuestra personalidad. […]

  6. A mi no me gusta el picante me encanta pero el recontrasupermegapicante es mas puedo llenar mi estómago de solo Jalapeños

  7. La universidad de sidgsirugnseig ha demostrado con un estudio de un año leyendo tonteras, que los artículos cortos, mal redactados y con cero profundidad, en un 80% son realizados por bolsas de basura que obtuvieron acceso a computadores mientras los dueños de ellos se encontraban trabajando.

  8. El gusto o rechazo por el picante tiene que ver con la sencibilidad viceral y emotiva , los individuos hipersencibles evitan los estimulos intensos tanto alimentos irritantes como emociones muy intensas(riesgos) , pero no por que una cosa dependa de la otra sino el trasfondo esta en tolerar poco los estimulos ya que los experimentan con intensidad exponencial.

  9. Tonterías y puras tonterías… Tolero el picante en pocas cantidades, lo mas mínimo.. y soy aficionada, apasionada por retos, locuras y pare usted de contar.. En lo absoluto nada coherente a la personalidad que describen según el gusto al picante..

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here