Varios estudios han revelado que su gimnasio local podría ser uno de los lugares más llenos de gérmenes del planeta. Y es lógico, hay “sangre, sudor y lágrimas” derramadas en lugar, a veces literalmente.  Entonces, aunque es posible que ni notes que no estás siendo en más higiénico al ir al gimnasio, aquí te presentamos algunos hábitos del gimnasio que debes dejar atrás. ¡No te lo pierdas!

Estos son algunos hábitos del gimnasio que debes evitar

Tocarte el rostro mientras entrenas

Los gérmenes se pueden acumular muy fácilmente en tu rostro, así que si eres de los que tiene que quitarse el sudor de la cara y de la frente, prueba usar una toalla. Nunca se sabe qué bacterias dañinas pueden estar escondidas en el equipo de gimnasio.

hábitos de gimnasio, toalla

¡No queremos nada de eso!

No usar guantes para levantar pesas

Usar guantes previene la transmisión de bacterias y virus que pueden causar una enfermedad común relacionada con el gimnasio conocida como impétigo. El impétigo es una infección de la piel que puede provocar ampollas y llagas alrededor de la boca. ¡Mejor invertir en un par de guantes!

No usas una alfombra de yoga

No usar un ‘mat’ es tan poco saludable como usar una estera que no se hayas limpiado adecuadamente. Estás en un gimnasio público descalzo haciendo poses intensas en el mismo espacio donde las zapatillas deportivas agarran cualquier cosa, desde gérmenes hasta heces en el espacio.

No ducharse después de cada entrenamiento

Durante el entrenamiento en el gimnasio, el cuerpo entra en contacto con muchas bacterias y otras sustancias en el lugar, no quieres continuar tu día con esa carga encima.

hábitos en el gimnasio, ducharse

Solo date media hora extra después del entrenamiento.

No lavar la ropa que usas para el gimnasio después de cada entrenamiento de gimnasio

Al sudar, tu ropa recolectará gérmenes. No lavar la ropa del gimnasio con regularidad no solo multiplicará las bacteria después de cada uso, sino que también podría hacerlo susceptible al tiña versicolor, un tipo de infección por hongos.

Usar maquillaje en el gimnasio

Usar maquillaje durante el entrenamiento en el gimnasio puede ser perjudicial para tu piel. Incluso la capa de maquillaje más liviana puede obstruir tus poros, dejándote vulnerable a desagradables brotes en la piel.

Esos son algunos hábitos del gimnasio de los que debes despedirte ya, ¿se te ocurre algún otro? ¡No dejes de contarnos!

También te podría interesar:

Selfies en el gimnasio: Quizá tengas un problema psicológico

Imágenes: Skeeze; AndiP

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here