Valora este post

Aunque no seamos conscientes, los olores y aromas tienen el poder de controlar algunas reacciones y emociones de nuestro cuerpo. Casi todos sabemos que son capaces, por ejemplo, de desencadenar recuerdos. Esto ocurre porque la zona del cerebro que usamos cuando olemos es la misma en la que está el control de las emociones y la memoria. Olor y emociones van, por tanto, muy unidos. Acompáñanos a conocer 5 efectos curiosos de los olores sobre nuestro cuerpo y sigue descubriendo con nosotros las mejores curiosidades.

La aromaterapia se basa en ese principio y, aunque en la actualidad se duda de su eficacia ya que no existe ninguna evidencia científica sólida que la respalde, son muchas las personas que afirman que les ayuda a superar situaciones concretas, como por ejemplo estados de ansiedad, y a aumentar el bienestar emocional, psicológico e incluso físico.

5 Efectos curiosos de los olores en nuestro cuerpo

1. Puede aumentar el apetito

Uno de los efectos de los olores que más nos ha llamado la atención es que pueden ayudar ante la falta de apetito. Los expertos aconsejan identificar la causa de la falta de apetito y solucionarlo si el problema es médico. Sin embargo, en general sugieren que una infusión de lima o aroma de limón puede ser muy útil. El olor de los cítricos hace salivar y puede inducir a segregar jugos gástricos y este simple hecho aumenta las ganas de consumir alimentos.

2. Ayudar a aliviar el estrés

Como hemos dicho antes, hay olores que están especialmente indicados para aliviar el estrés. La lavanda es sin duda una de las mejores opciones. El aroma de esta planta reduce los niveles de hormonas del estrés, relaja y ayuda a respirar de forma profunda, disminuyendo tanto la presión como la frecuencia cardíaca. También se aconseja, por su efecto sedante, para aquellas personas que padecen insomnio.

5 Efectos curiosos de los olores sobre nuestro cuerpo

3. También puede hacer disminuir el apetito

Antes hemos dicho que los olores podían ayudar a aumentar el apetito, sin embargo, también pueden colaborar a hacerlo disminuir. Simplemente debemos cambiar de aroma. Para controlar el apetito se aconseja el olor a menta. Al parecer el oler unas gotas de fragante aceite de menta antes de comer puede ayudar a mantenerlo a raya afectando directamente al centro de la saciedad en nuestro cerebro. No solo la menta, sino que muchos aromas fuertes ayudan a que nos sintamos llenos y nos apartan de la comida.

4. Puede llenarte de optimismo

Para calmar estados de irritación, ira o ansiedad, posiblemente el aroma floral de las rosas puede ayudarte. Varios estudios han demostrado que es uno de los olores que tiene más efectos ya que disminuye la frecuencia de la respiración y la presión arterial, por lo que proporciona una sensación de relajación tanto a la mente como al cuerpo.

5 Efectos curiosos de los olores sobre nuestro cuerpo

5. Puede darte sueño y ayudarte a dormir

Si cuando llega la hora de acostarte no has conseguido relajarte y piensas que te costará dormirte, los expertos aconsejan el aroma de jazmín. Dicen que es muy beneficioso para los que tienen el sueño ligero y los que se despiertan con frecuencia. Se ha comprobado que los que durante la noche inhalan el suave y dulce aroma del jazmín mejoran la calidad de sueño ya que en la fase de sueño profundo existen menos movimientos. Es tan efectivo que es uno de los compuestos de algunos fármacos para tratar el insomnio.

Como veis, los olores tienen curiosos efectos sobre nuestro cuerpo y nuestra mente. ¿Te habías dado cuenta? ¿Hay algún olor al que seas especialmente sensible? ¡Compártelo con nosotros! Si quieres saber más sobre los olores y aromas, te invitamos a leer el post: 5 olores que están a punto de desaparecer.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here