En febrero de este año, el neoyorquino Matt Stopera se encontró con una situación de lo más peculiar: la galería de su móvil le mostraba fotos que él no había tomado. Las primeras que aparecieron eran de un hombre frente a un naranjo en lo que parecía ser China. Día a día, su galería iba mostrando más imágenes cotidianas: menús de restaurantes, fuegos artificiales, personas en tiendas o por la calle… Parecía como si su iPhone estuviera llevando una doble vida.

supercurioso-post-cloud-foto1-2

Intrigado, Matt decidió llevar su móvil al servicio técnico para ver cuál era el problema. La explicación se remontaba a una noche atrás cuando, en medio de una noche con amigos, Matt cometió el error de dejar su móvil encima de la mesa de un bar y se lo robaron. Resulta que el móvil robado había acabado siendo revendido en China. Lo que estaba viendo eran las fotografías del nuevo dueño de su móvil. ¿Por qué? Porque el dispositivo seguía conectado a la cuenta de iCloud de Matt y el nuevo usuario no había desactivado la subida automática.

Las cuentas de iCloud son un servicio en la nube que permite sincronizar los archivos entre varios dispositivos de Apple (hasta 10 distintos a la vez). Por ejemplo, con esta herramienta puedes subir música con tu Mac para escucharla desde tu iPod. En este caso, ambos teléfonos móviles estaban «sincronizados» y Matt podía ver todas las fotos que tomaba el usuario chino.

supercurioso-post-cloud-foto2

Matt decidió bloquear el móvil robado de su cuenta de iCloud… pero la historia no termina aquí. Dado que trabajaba como redactor en Buzzfeed, decidió aprovechar la situación para escribir un post sobre la curiosa anécdota. Alguien tradujo su historia al chino y la colgó en Weibo, una de las principales redes sociales de ese país. Y lo que siguió fue una absoluta locura.

Los usuarios de Weibo se entusiasmaron con la historia y decidieron ayudar a Matt a encontrar al misterioso usuario, al que bautizaron como «el hermano del naranjo». Matt se hizo una cuenta en Weibo y pronto se vio abrumado por las muestras de apoyo: sin pretenderlo, estaba convirtiéndose en una auténtica celebridad al otro lado del mundo.

Poco a poco, los usuarios de Weibo fueron resolviendo el misterio. El primer paso fue identificar el lugar donde se habían tomado las fotos: Meizhou, en la provincia de Guangdong. La historia llegó hasta el sobrino del protagonista de las fotografías, Li Hongjun, que no tenía ni idea de que había comprado un móvil robado.

Otro usuario se ofreció a comprarle un móvil nuevo a Li a cambio de que se pusiera en contacto con Matt, así que finalmente decidió invitarle a su casa. Mientras tanto, la historia se hacía cada vez más viral, llegando a los 60 millones de visitas. Finamente, el 18 de marzo Matt viajó a China para encontrarse con el misterioso «hermano del naranjo», con gran expectación de los medios locales. Gracias a la nube, su móvil robado le había hecho famoso en China.

suercurioso-post-cloud-foto3

¿Te preocupa la seguridad de la nube? ¿Quieres asegurarte de que nadie más puede ver tus archivos? Te recomendamos echarle un vistazo a esta guía para eliminar todos tus miedos sobre el cloud computing.

supercurioso-post-cloud-foto4

2 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here