¿Guardas los tomates en la nevera? ¿Sabías que eso puede afectar su sabor? Descubre porque no es tan recomendable ¡Aquí vamos!

La razón por la que guardar los tomates en la nevera NO es buena idea

Los estudios muestran que cuando guardan los tomates en la nevera, ocurren cambios genéticos que alteran su sabor.  Hay más de 30 químicos perfectamente equilibrados en un tomate sabroso, ¿lo sabías? Imagina que este armonía se pierde y, en consecuencia, obtienes tomates insípidos. Tienes que saber que es muy posible que está situación se esté dando en tu hogar a diario.

tomate-1

Un grupo de investigadores de la Universidad de Florida examinaron los genes de los tomates en tres estados: antes y después del proceso de refrigeración y cuando los tomates volvían a estar en temperatura ambiente. Los tomates fueron refrigerados a 5˚C por uno, tres y siete días, antes de salir de la nevera.

¿Qué concluyó del estudio? Al parecer los tomates son muy sensibles a las bajas temperaturas, lo que contribuye a que los genes que producen enzimas reduzcan su actividad.

tomatesMuchas de las enzimas que resultan alteradas son las responsables de hacer que los tomates sean más dulces y aromáticos, además, cuando los tomates vuelven a temperatura ambiente, no recuperan totalmente su sabor.

Azúcares, ácidos y compuestos volátiles son algunos de los elementos que componen a este colorado vegetal. De estos, los compuestos volátiles son los que se pueden “escapar” del tomate con facilidad, dejándolo sin sabor ni olor. Pese a que el sabor del tomate cambia, estos compuestos no aportan valor nutritivo, por lo que en cuestión de alimentación, el tomate aún conserva sus características; un tomate puede saber bien y no alimentar, o puede ser muy nutritivo, aun cuando su sabor no sea el mejor.

Se recomienda comprar tomates frescos y almacenarlos en un lugar fresco de la casa -pero tan fresco como la nevera, claro-, y preferiblemente consumirlos tras una semana después de haberlos obtenido de la tienda.

¿Ya comprendes por qué los tomates de supermercado son mucho más insípidos que los que puedes conseguir en un mercado? Debido a que ya han sido refrigerados han perdido gran parte de aquellas enzimas que les dan un buen sabor.

Pero, entonces, ¿qué sucede con la salsa de tomate? Al parecer la regla general para el kétchup es esta: si consideras que puedes acabar el contenido en un mes, déjala afuera, si piensas que te tomará más tiempo, entonces, es mejor guardarla en la nevera.

Y tú, ¿acostumbras a guardar los tomates en la nevera? ¡Prueba dejarlos afuera y mira cómo cambia su sabor! ¡Di adiós a las ensaladas insípidas!

No te pierdas 6 alimentos a evitar si temes una intoxicación alimentaria

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here