Los mensajes ocultos y las figuras jocosas pueden hallarse en abundancia través de iglesias medievales, si sabes donde buscar. Pero, ¿estaban simplemente llenas de sátiras o estos grabados y tallados o tenían significados más profundos?

Artistas de la Edad Media dejaron traviesos mensajes ocultos en numerosas iglesias

La iglesia parroquial de Todos los Santos del siglo XII en Easton-on-the-Hill, a las afueras de Stamford, en Northamptonshire (Inglaterra), presenta una gran variedad de estilos arquitectónicos, desde normandos hasta neogóticos. Sin embargo, a medida que se acercan al porche sur, se puede encontrar una sorprendente gárgola de piedra del siglo XV posada en el lado de la torre: ¡la figura de un hombre mostrando el trasero!

Según la leyenda local, el trasero del hombre apunta en la dirección del cantero de la catedral de Peterborough, en una protesta del artista por no haber recibido pago por su trabajo.

Estos tipos de tallas se pueden encontrar adornando los exteriores de las iglesias en el Reino Unido, en forma de gárgolas grotescas y también como accesorios ornamentales en los frisos. Aunque no está del todo claro cuándo surgió esta atrevida «tendencia de arte», parece haber coincidido con la aparición del estilo gótico o, más específicamente, de la época del Gótico Perpendicular (1375-1530), con la mayoría remontándose al siglo XIV.

Los traviesos mensajes ocultos en las iglesias medievales

Otros hombres exhibicionistas se pueden encontrar a través de las islas británicas, que datan del mismo período. El ejemplo en Easton presenta una actitud un tanto descarada: doblada, en el aire, con las piernas separadas pero con la cabeza mirando desde la derecha y el agujero colocado estratégicamente para el propósito práctico de desviar el agua de lluvia, en lugar de ilustrar cualquier aspecto anatómico, y por lo tanto su trasero oficialmente sirve a un propósito.

Durante una época donde el mundo secular prevalecía sobre los demás aspectos de la vida, los masones traviesos no pudieron resistir el impulso de utilizar el arte dentro de las propias iglesias como una manera de abrazar el humor y la sátira.

Además de los traseros expuestos en las gárgolas, también se encuentran otros traviesos mensajes ocultos.

Aunque la iglesia de St. Mary y St. David en Kilpeck, Herefordshire, del siglo XII, se componen de una arquitectura bastante típica, también esconde algunas tallas extraordinarias, como culebras retorcidas y bestias misteriosas. Pero, lo más extraordinaria’de todos, es uno de los ejemplos mejor conservados de Inglaterra de Sheela-na-gig.

Las Sheela-na-gigs son tallas figurativas de piedra o madera que representan a una mujer desnuda en una posición sentada con sus piernas abiertas, exponiendo sus genitales. El nombre probablemente deriva del galés.

Los traviesos mensajes ocultos en las iglesias medievales

Es una imagen bastante extraña que encontrar en una iglesia, pero aunque los sheela-na-gigs pueden parecer eróticos por naturaleza, es poco probable que estas tallas tuvieran la intención de excitar, sino más bien eran símbolos paganos de la fertilidad, así como advertencias contra la lujuria y guardianes o protectores contra el mal.

Otras expertos opinan que, dada su forma cruda, las Sheela-na-gigs fueron producidas por talladores aficionados locales y por lo tanto representan deidades folclóricas asociadas con poderes vivificantes, nacimiento, muerte y renovación de la vida. Aun así, a lo largo del pasado, los religiosos y los clérigos avergonzados a menudo las quitaban, cubrían o destruían lo que ellos vieron como tallas ofensivas.

¿Qué te parecen estos traviesos mensajes ocultos del medievo?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here