Valora este post

Es innegable el hecho de que las tecnologías nos ha facilitado mucho la vida. No obstante, navegar por Internet puede provocarnos algún que otro disgusto. Hackeos, virus, estafas y cyberbulling son algunos de los riesgos más conocidos. Si queremos evitarlos, es importante que aprendamos a protegernos de todos ellos.

5 consejos para navegar por Internet de forma segura

1. No ejecutes archivos sospechosos

La necesidad de tener determinado programa en nuestro ordenador provoca que no seamos conscientes de si el archivo que hemos descargado es fiable o no. Recuerda que muchos de los virus que se propagan infectan ejecutables (extensión .exe, .com, .bat, etcétera).

Para evitar cualquier riesgo, intenta descargar los programas solo desde sitios web oficiales, aunque si quieres potenciar la seguridad te animamos a que analices todos los archivos con un antivirus antes de ejecutarlos.

2. Evita las redes de wifi públicas

No todo el mundo tiene Internet en su casa y las redes de wifi públicas son su única opción para poder conectarse. Sin embargo, alguien que está conectado a la misma wifi que tú puede espiarte, si le interesa hacerlo. ¿Con qué debes tener cuidado?

Con registrarte en un sitio web sin encriptar, pues al hacerlo la persona que te está controlando tendrá acceso a tu usuario y contraseña fácilmente. Si, además, estas claves coinciden con las mismas de otra web donde has proporcionado información personal, como datos bancarios, te llevarás una desagradable sorpresa.

3. Utiliza contraseñas seguras

Recordar una contraseña puede ser difícil, sobre todo si estamos en varias redes sociales o sitios web. A pesar de esto, es necesario que dejes de lado la idea de poner tu DNI o tu fecha de nacimiento como posibles opciones. Si alguien quiere robarte las contraseñas se lo estarás poniendo muy fácil.

¿Cuál es la solución? Poner contraseñas que combinen mayúsculas y minúsculas, números y letras, y que al menos dispongan de 8 caracteres. Hay muchos servicios en Internet que te obligan a poner una contraseña de estas características para impedir que otras personas puedan usurpar tu cuenta. Eso sí, no te olvides de que no debes repetir la misma en más de un lugar.

4. Cuidado con las webs no seguras

Hay muchas webs maliciosas que se hacen pasar por algunas ya existentes y seguras. A este tipo de estafa se le denomina «phishing» y te pedirá información como tu usuario y contraseña. Posteriormente, también tu DNI e información bancaria. Cuidado con esto, pues están intentando robarte.

¿Cómo puedo identificar que la web no es segura para facilitarle información privada? La verdad es que es muy sencillo. Simplemente, antes de transferir ningún dato que sea personal,  debes asegurarte de que posee un certificado de encriptación SSL y que la dirección empieza por «https://». Esa «s» indica que la transmisión de información es segura. ¿Alguna vez has visto un candado cerrado en la parte superior derecha o izquierda del navegador? Eso significa que el sitio web posee un certificado de seguridad gracias al cual podrás enviar información personal sin temer por tu seguridad cibernética.

5. No aceptes invitaciones

Los riesgos no solo se encuentran al navegar por Internet, sino también cuando aceptamos invitaciones. Es arriesgado atrevernos a decir solamente que no aceptes invitaciones de desconocidos, pues a veces un virus se transmite entre personas conocidas sin quererlo. Si por un medio de mensajería instantánea, correo electrónico o redes sociales recibes alguna propuesta para acceder a alguna página web o link «raro» ten cuidado.

En el correo electrónico, por ejemplo, se utilizan mensajes en los que se ofrecen trabajos con los que ganar importantes cantidades de dinero. Pero, para optar al puesto debes acceder a una página web o responder al mensaje proporcionando tu nombre, tu dirección y, posiblemente, tu cuenta bancaria. Siempre que te pidan datos como el DNI o cuenta del banco desconfía y verifica que es seguro para evitar sorpresas.

Puede que ese enlace en el que has presionado no te de problemas ahora, pero en un futuro no muy lejano puede darte muchos quebraderos de cabeza. No te relajes. Navegar por Internet no es tan seguro como parece. Así que protege tus datos tanto como puedas, pues somos mucho más vulnerables de lo que pensamos. Si quieres saber más, te animamos a que descubras estos 10 Datos reales sobre Internet que te van a volver loco.

Imágenes: Coyotjeonghwaryu0, Life-Of-PixWerbeFabrik,

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here