Parece que la historia de que Australia fue fundada por criminales es bastante popular en  Australia y en todo el mundo. Sin embargo, la gente a menudo cree que en realidad los criminales constituían sólo una pequeña proporción de los primeros colonos.

¿Realmente Australia fue poblada por delincuentes?

Lo cierto es que las colonias penales eran una parte muy importante de Australia. En 1788, los británicos desembarcaron una flota cerca de Sydney con más de 1.000 personas, de las cuales aproximadamente tres cuartos eran convictos. El grueso de la gente restante eran los infantes de marina y sus familias, no los colonos como tales. Durante los siguientes 80 años, unos 165.000 convictos fueron transportados a varias colonias alrededor de Australia: Sydney, Hobart, Brisbane, Perth, por nombrar las principales.

Estas son ahora cuatro de las seis capitales del estado en el país, y sólo dos capitales fueron fundadas por colonos libres: Melbourne y Adelaida.

Los condenados supusieron una importante fuente de trabajo para los colonos que vinieron a Australia; después de todo, estaban sentenciados a trabajos forzados. Los condenados trabajaban como constructores, obreros, empleados, enfermeras, empleados domésticos y más. No es una exageración decir que el país fue construido con el trabajo de convictos.

¿Realmente Australia fue poblada por delincuentes?

Era sorprendentemente raro que los convictos se rebelaran e intentaran huir, especialmente en los primeros años. Se encontraban varados a miles de kilómetros de su casa y rodeados de arbustos desconocidos y mortales. Solo unos pocos presos escaparon y  algunos sobrevivieron viviendo con los aborígenes. No obstante, eran casos aislados, nada frecuente.

Muchos condenados tenían una sentencia de duración determinada: 7 años o 14 años (sólo unos pocos fueron condenados a muerte). Al final de esta, eran libres. La mayoría de ellos se quedaron en Australia y se convirtieron en colonos, comerciantes y artesanos. Se casaron y tuvieron hijos. Incluso algunos ex convictos pasaron a ser miembros respetados de la naciente sociedad a su alrededor.

En términos de números, los condenados y ex convictos fueron mayoría durante  décadas. En la colonia principal de Nueva Gales del Sur, por ejemplo, los condenados comenzaron siendo cerca del 75% de la población en 1788, disminuyendo gradualmente al 60% en 1796 y al 30% antes de 1805, probablemente reflejando el hecho de que muchos de los presos anteriores ya habían completado sus sentencias.

El transporte de los condenados continuó hasta que las propias colonias lucharon por pararlo a mediados de los años 1800, a medida que llegaban más y más colonos libres. Se temía que la mano de obra libre proporcionada por los condenados estuviera compitiendo injustamente contra el trabajo remunerado de los colonos, cuyas perspectivas de trabajo se habían reducido. El último barco de transporte de condados llegó en 1853. Hasta ese momento, los convictos y ex convictos eran una parte inmensa de Australia y su desarrollo.

Así que sí, Australia fue fundada por criminales, si nos referimos a las personas que construyeron las bases del país y ocuparon el lugar. Pero no, si nos referimos estrictamente a los «Padres Fundadores».

¿Te ha gustado este tema? Entonces, no te puedes perder nuestro artículo sobre 4 misterios sin resolver de Australia.

Imagen: Australia (2008)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here