Seguro que en más de una ocasión has oído hablar de ellas. Sobre todo, si vives en zonas del Atlántico o el Pacífico y con la llegada del otoño y el invierno. Épocas en las que el tiempo se vuelve más frío e inestable. Pero, ¿sabes realmente por qué se producen los fenómenos meteorológicos de las ciclogénesis explosivas? Te lo explicamos a continuación de forma práctica y sencilla para que lo comprendas mejor.

¿Por qué se producen las ciclogénesis explosivas?

Tal y como su nombre indica, la ciclogénesis es la génesis de un ciclón o una borrasca. Y lleva el apellido de explosiva porque realmente sucede de forma muy rápida e intensa. Es lo que comúnmente siempre se ha llamado borrasca, pero al producirse en muy poco tiempo (apenas unas horas) se convierte en ciclogénesis explosiva.

¿Por qué se producen las ciclogénesis explosivas?

Para que pueda ser llamada ciclogénesis explosiva, la presión de la borrasca debe bajar al menos 24 mb en 24 horas o menos. Esta irá acompañada de fuertes y abundantes lluvias y vientos, con rachas que pueden superar perfectamente los 100 kilómetros por hora, además de intensos oleajes en la costa. En las cotas altas, estas lluvias pueden ser precipitaciones en forma de nieve.

Pero para que se produzca una ciclogénesis explosiva deben confluir una serie de elementos. Uno de los más importantes es que se produzca a la vez una borrasca o una bajada de presión en niveles bajos y que interaccione con otra de niveles altos. Esta última ha de contar con más de 300 mb. Todo ello en un periodo muy corto de tiempo.

Para que lo entendamos mejor, la ciclogénesis explosiva se produce al coexistir masas de aire frío con masas de aire cálido inestable. El choque de ambos frentes ocasiona una bajada fuerte de presión, descenso que si se produce en un corto espacio de tiempo va a original la ciclogénesis explosiva.

¿Dónde se suelen producir las ciclogénesis explosivas?

Las ciclogénesis explosivas se producen especialmente en las latitudes media-altas y en las grandes zonas oceánicas. Por eso, al principio de este artículo os comentábamos que tal vez conozcas mucho más este término si vives en zonas del Atlántico y del Pacífico, lugares en donde este fenómeno meteorológico es mucho más frecuente.

¿Por qué se producen las ciclogénesis explosivas?

Es muy probable que en otros lugares encuentres otros términos asociados al de ciclogénesis explosiva. Uno de los nombres que se le suele dar con mayor frecuencia es el de bomba meteorológica. Realmente, son términos que pueden causar un gran impacto, aunque hay que decir que no son fenómenos muy frecuentes en nuestras latitudes.

Eso sí, ha habido casos en los que la ciclogénesis explosiva ha podido golpear con virulencia algún territorio. Especialmente por culpa de las fuertes lluvias y los vientos que se vuelven huracanados. Este fenómeno no lleva aparejado un descenso de las temperaturas, por lo que no es necesaria la presencia del frío intenso para que se produzca.

En definitiva, estas son en líneas generales las razones de la aparición de una ciclogénesis explosiva. Seguro que muchos etiquetaban lo de explosiva al hecho de ser devastadoras, ¿verdad? Nada más lejos de la realidad…

¿Se producen ciclogénesis explosivas allí donde vives? Cuéntanos tu experiencia.

Si te ha interesado este artículo, no te pierdas: Si estás bajo una tormenta eléctrica, ¿dónde te escondes?

Imágenes: El Coleccionista de Instantes

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here