Cuando hablamos de momias, casi de forma instintiva nos viene a la mente las clásicas momias de Egipto y sus fastuosos enterramientos.

Ahora bien, hay que diferenciar en primer lugar las momias que llegaron a este estado a través de un meticuloso y cuidado proceso con el cual, conservar el cuerpo, de esos otros procesos donde la casualidad, y en especial la propia Naturaleza, tejen maravillosos testimonios silenciosos que cuentan una historia muy particular. Un retazo de tiempo, una época y una persona que casi siempre, nos deja más enigmas que respuestas.

Entre este último grupo, el de los cuerpos momificados por medio de procesos naturales, unas de las más fascinantes son sin duda las momias de pantano. Hoy en Supercurioso te hablamos de ellas.

Las momias de las ciénagas, un misterio bajo las aguas

Entre las momias más conocidas que se han preservado bajo las aguas de una ciénaga, está el hombre de Tollund, del que ya te hablamos en Supercurioso y que ilustra la imagen inferior. Si nos fijamos bien, hay algo que nos llama de inmediato la atención: el color oscurecido de la piel. ¿A qué se debe? A los ácidos de los pantanos, su pH es muy similar al del vinagre, de ahí, esa conservación tan peculiar, y a la vez, diferente a las momias desecadas por los vientos del desierto de forma natural, o los llevados a cabo bajo rigurosas técnicas de conservación artificial.

259f4e85b48ed1f0e97205e131e9cef2 (1) (Copy)

Algo que hace especiales a las momias de las ciénagas o de los pantanos es que por lo general, su final fue trágico y violento. Si eres un amante de la criminología, estos cuerpos son todo un desafío para cualquier mente a la que le guste hilar cabos, deducir agresiones, e inducir posibles asesinatos o crímenes rituales. Son fascinantes.

No obstante, analicemos un poco más las peculiares propiedades de los pantanos para conservar los cuerpos.

Un escenario donde es habitual encontrar momias de estas características es en Dinamarca. Aquí, el viento que llega del mar del Norte da pie a que crezca un tipo de turba muy especial. Cuando hay mucha acumulada ésta se pudre y se liberan ácidos húmicos.

  • Se crean condiciones anaeróbicas, ambiente ácidos y carentes de oxígeno donde la descomposición no se lleva a cabo de modo habitual.
  • Las tejidos se endurecen y desecan sin que se pudran, de tal forma, que se conserva piel, uñas y cabello gracias a también a que aparecen un tipo de fijadores vegetales.
  • Te sorprenderá saber que en países como Dinamarca, Alemania y Holanda se han encontrado momias de las ciénagas con los órganos intactos. Todo ello es muy interesante para los científicos porque permite saber mucho sobre su estilo de vida y alimentación.

dark_forest (Copy)

Si bien es cierto que las condiciones de los pantanos son fabulosas para conservar tejidos y órganos, algo que no siempre es fácil de conseguir es el ADN, porque en estas condiciones se destruye. Toda una lástima, porque se podrían hacer estudios genéticos muy interesantes.

Una de las momias más desafiantes con las que se cuentan a día de hoy, es sin duda el hombre de Cashel. Descubierto en 2011 por un trabajador en el condado Laois, Irlanda, tuvo la suerte de dar con algo extraño una mañana de invierno mientras realizaba labores de limpieza en el pantano.

Su máquina excavadora tropezó con un cuerpo humano, no obstante, la máquina causó terribles destrozos en el cadáver y a día de hoy, aún tenemos más preguntas que respuestas. No obstante, hay un dato muy claro: el hombre de Cashel tiene 4.000 años. Es decir, nuestro enigmático amigo falleció de modo «traumático» 500 años antes que Tutankamon.

fc878052f9fdf25862ecf92c9c72c63e_XL (Copy)

¿Y qué fue lo que le ocurrió? ¿Cuál pudo ser la razón de su muerte? El cuerpo estaba en un pantano situado en un zona fronteriza entre dos territorios y a la vista de una colina. Por la época, y por sus restos y heridas, los investigadores creen que podría tratarse de un rey.

Puede que este dato te haya sorprendido, pero en ese pasado de la Irlanda de hace 4000 años los reyes eran sacrificados de forma muy habitual cuando la aldea experimentaba calamidades, carestías o enfermedades. Se le consideraba responsable. Si la comunidad no prosperaba, se procedía a matar al rey de forma muy violenta: mediante hachazos en la espalda y arrancándole los pezones. Y esto mismo, es lo que cuentan los tristes restos del hombre de Cashel.

Testimonios increíbles y llenos de misterios que nos encanta traerte en Supercurioso. Y recuerda, si te ha gustado este artículo descubre también a las momias medievales rusas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here