¿Sabes para qué sirve el agujero lateral de los bolis BIC?
Valora este post

El mundo que nos rodea está lleno de pequeños misterios. Muchas veces nos hacemos preguntas que quedan sin respuesta. Hace un tiempo indagamos para que servían las anillas de las latas de Coca-Cola u otros refrescos y en esta ocasión recuperamos una pregunta que muchos nos hicimos en nuestra infancia ¿para qué sirve el agujero lateral de los bolis BIC?

¿Sabes para qué sirve el agujero lateral de los bolis BIC?

Como no somos los únicos que nos hemos hecho esta pregunta, la empresa BIC responde a la cuestión de para qué sirve el agujero lateral de los bolis BIC en la página Web de la empresa, junto con otros interesantes datos. Ellos también saben que ha sido un “misterio” para muchos de nosotros.

¿Sabes para qué sirve el agujero lateral de los bolis BIC?

La existencia del intrigante agujerito es un tema científico. El agujero regula la presión del interior del bolígrafo. Iguala la presión exterior con la interior. Explican que si no existiese el enigmático orificio, correríamos el riesgo de que, por ejemplo, en un avión nuestros bolis BIC explotasen. Además de esta función, también sirve para que con cambios ligeros de presión -que no harían explotar el bolígrafo- la tinta no salga fuera del depósito plástico.

¿Sabes para qué sirve el agujero lateral de los bolis BIC?

En esta misma página encontramos explicación a otro misterio relacionado con los bolis BIC. ¿Os habíais fijado en que el capuchón tiene un agujero en la punta? Esta oquedad existe desde el año 1991. Durante mucho tiempo circuló la leyenda urbana de que la empresa lo hacía para ahorrar plástico. Que con los trocitos que faltaban hacían más capuchones para los bolígrafos. Naturalmente, esto era una tontería, nada más lejos de la verdad. Los agujeros de los tapones son una importantísima medida de seguridad.

¿Sabes para qué sirve el agujero lateral de los bolis BIC?

Por su tamaño y porque es algo que suele dejarse en cualquier sitio, es fácil que un niño se lo meta en la boca y, sin querer, se lo trague. Al tener una forma alargada podría quedar alojado en la garganta e impedir la respiración, ahogando a la criatura. Al tener ese hueco, aunque quedase atorado, el aire podría circular hacia los pulmones. Éste orificio de la cubierta también cumple otra misión menos vital pero no menos necesaria ya que impide, junto con el agujerito lateral, que haya fugas de tinta.

A pesar de la existencia del agujero, lo mejor es no chupar y mordisquear los tapones de los bolígrafos, aunque para muchos, esto es imposible. Si te ha interesado este artículo, quizá quieras conocer 4 sorprendentes costumbres del mundo.

Imágenes:  eltpicsMatt Stocker

2 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here