¡Hola Supercurioso! Antes de leer el artículo nos gustaría que conocieras una nueva forma de descubrir nuestro curioso mundo, ¡a través de Youtube! Tenemos un canal del que nos encantaría que formaras parte. ¡Puedes suscribirte y conocerlo aquí –> YouTube Supercurioso!

El universo de J.R.R. Tolkien es sumamente complejo y al estudiar el origen de muchos de sus personajes e ideas encontramos influencias tanto personales como académicas: la Primera Guerra Mundial, el amor por la campiña inglesa, su pasión por las lenguas… y el Kalevala, el poema épico finlandés escrito en el siglo XIX que recoge muchas de las tradiciones ancestrales de ese país. En este último encontramos la figura de Väinämöinen, el dios de la magia en que se inspiró Tolkien para crear a Gandalf.

Väinämöinen y Gandalf

Väinämöinen era el dios de la magia en la mitología finlandesa, siendo también muy popular en la cultura tradicional de Estonia y otros lugares del norte de Europa. Una de sus características más curiosas es que además de dominar el mundo de lo oculto, era un gran amante de la poesía. Según se relata en el Kalevala, Väinämöinen era hijo de Ilmatar, que era a su vez hija del dios del cielo, y del mar. Fue bendecido con el don de poseer todos los conocimientos que le fueran necesarios y salió del mar, donde había sido engendrado para prodigar su magia en la tierra.

Väinämöinen, el dios de la magia en que se inspiró Tolkien para crear a Gandalf

Se le describe como un hombre anciano y eternamente sabio, con una gran barba blanca, que tiene una voz potente y mágica. Pone orden en el caos con su inagotable sabiduría. Es un guía moral al que siguen los humanos, aprendiendo de sus enseñanzas. Utiliza su voz, a través del canto, como conductor de su magia, pero también es capaz de utilizar la espada si es necesario.

Es un poderoso mago, capaz de bajar a los infiernos para recabar la información que necesita para su misión y salir vivo del trance. Además de las similitudes entre Väinämöinen y Gandalf, es innegable la influencia de la epopeya nacional finlandesa “Kalevala”, ya que fue reconocida por el propio Tolkien.

En el Kalevala la acción se centra entorno a un objeto mágico -similar al Anillo Único- llamado “Sampo” que otorga un gran poder al que lo posea. Por la obtención de este objeto, que no se sabe bien que es, luchan las fuerzas del bien y del mal y finalmente es destruido.

Väinämöinen, el dios de la magia en que se inspiró Tolkien para crear a Gandalf

Tolkien no solo se inspiró en Väinämöinen para crear a Gandalf, sino que los estudiosos creen que unió a la figura del mago la del dios Odín en su encarnación como “El Vagabundo” y la de algunos personajes bíblicos.

Väinämöinen, el dios de la magia en que se inspiró Tolkien para crear a Gandalf

Väinämöinen, llamado en el Kalevala el eterno cantor, también tiene muchos puntos de coincidencia con Tom Bombadil que, aunque no sale en las películas de  Peter Jackson, es uno de los personajes más populares de sus libros. Tom Bombadil ayuda a los hobbits en varias ocasiones a través del canto. Es un personaje extraño que habla en rima y que utiliza la magia unida a la naturaleza y a las canciones. Tolkien utilizó muchos elementos de la mitología nórdica para crear su universo literario, si quieres conocer más sobre ésta, quizá te interese leer:

Mitología Nórdica I: Las Valquirias

La leyenda nórdica de Sköll y Hati

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here