Valora este post

¿Te imaginas una lluvia en la que en vez de caer agua caigan bichos y animales? Pues ha sucedido en varias partes del globo, y en esta entrada de Supercurioso te lo contamos ¡No te lo pierdas!

El suelo de Noruega se llena de gusanos

Muchas veces, individuos de todo el mundo han sido testigos de lluvias en las que además de haber agua, las acompañaban animales de todo tipo. Uno de los últimos casos ha dejado sorprendidos a muchos cuando se han visto gusanos caer en el suelo de Noruega.

GUSANOS NIEVE

Una de las primeras personas en darse cuenta de este extraño fenómeno fue Karstein Erstad, profesor de biología, que observó como caían gusanos a la superficie del suelo mientras se dedicaba a esquiar en las montañas cercanas al pueblo de Bergen. Según su testimonio: “Cuando vi los gusanos dentro de la nieve, parecía que ya no tenían vida, pero cuando cogí uno de ellos, vi que se movía y estaba vivo”, comentó al periódico local de la ciudad, recogido por Daily Mail.

Tras dar su testimonio, otras personas se percataron del fenómeno en distintas zonas de la región. En un principio, Karstein Erstad, creía que los gusanos alcanzaron la superficie reptando, pero esta idea se desechó al encontrar animales a un metro de profundidad.

Diversas causas a este hecho

La revista científica Mother Nature Network, afirma que estos incidentes en los que la lluvia va a acompañada de animales, se producen después de las tormentas y los tornados Los científicos piensan que los seres son trasladados a kilómetros de distancia desde donde se encuentran.

lluvia de gusanos

Ninguna persona conoce a la exactitud el porqué de estos hechos, pero se piensa que los gusanos empezaron a salir de la tierra cuando acababa el invierno, y que fueron transportadas por el viento. Según esta afirmación, en la costa de montaña noruega se atraparon bolsas de aire caliente que normalmente usan las aves de rapiña para volar en círculo sobre la presa, y se trasladaron hacia el cielo.

Otros fenómenos parecidos

Ocasionalmente, después de minimizar alguna distancia, cayeron al suelo como lluvia de gusanos. Se trata de un fenómeno extraño, pero no único. En el año 2011, comenzaron a llover lombrices en el sur Edimburgo, en el patio de un colegio. Igualmente, en el 2009, hubo documentos que certificaban la lluvia de ranas y renacuajos en Ishikawa, Japón. Pero estos animales son totalmente indefensos si se comparan con la lluvia de arañas que sucedió en Santo Antonio de Paltina, en Brasil, en el año 2013.

¿Qué te parece la lluvia de animales? ¿Un tanto curioso, no? Si te ha resultado interesante, también puedes leer «Los wandjina, los misteriosos espíritus de la lluvia australianos».

Imágenes: StrychninePeter Hartl

3 Comentarios

  1. […] una ocasión anterior te hablamos de una lluvia extraña que cayó sobre Noruega, una lluvia de gusanos. Hoy te hablaremos de otro fenómeno que ocurre en este país del norte de […]

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here