María la Judía, la primera alquimista de la historia
5 con 1 voto[s]

¿Cuántas veces habréis leído en una receta de cocina que algún elemento debe ser cocinado al baño María? ¿No os habíais preguntado quién era la tal María? En Supercurioso hemos investigado y os presentamos a María la Judía, la primera alquimista de la historia y creadora del famoso «baño María».

María la Judía, la primera alquimista de la historia

Aunque se desconoce su lugar de origen, se sabe que vivió en Alejandría entre los siglos I y III de nuestra era y es reconocida mundialmente como la primera mujer alquimista de la historia y posiblemente la fundadora de la alquimia. Sus inventos y observaciones fueron recogidos por autores posteriores y en especial por el alquimista, médico y filósofo del siglo XIII, Arnau de Vilanova. Es importante destacar también que contribuyó de manera especial a lo que podríamos llamar «ciencia práctica».

María la Judía, la primera alquimista de la historia

El primero en citarla es Zósimo de Panópolis, alquimista, también de Alejandría, que vivió en el siglo IV. Él menciona en sus escritos los experimentos y el instrumental que utilizaba la alquimista. María es conocida y mencionada por otros autores con el nombre de «María la profetisa», «María la Hebrea», «María de Alejandría» o «la hija de Platón». Curiosamente, este nombre designaba entre los antiguos alquimistas occidentales al azufre blanco, que era una de las materias que trabajaba María.

María la Judía, la primera alquimista de la historia

Aunque sus escritos originales no han llegado hasta nosotros, sus obras son reproducidas por otros alquimistas. Por el «Diálogo de María y Aros», obra de autor anónimo, sabemos que utilizaba la leucosis y la xantosis (procedimientos químicos) y que identificó varios ácidos. También se describen aparatos e instrumentos de laboratorio como los destinados a la destilación y la sublimación. Entre estos los inventos más importantes fueron el Tribike, que es un alambique de tres brazos en el que se purifican las sustancias por el procedimiento de la destilación y el Kerotakis, utilizado para recoger vapores de sustancias calentadas previamente. En este último aparato, calentando diversos metales y tras un largo procedimiento, se llegaba a obtener un material parecido al oro.

María la Judía, la primera alquimista de la historiaPero, el invento por el que todos la conocíamos sin saberlo es el «Baño María». Este procedimiento, que consiste en meter un recipiente con la sustancia que queremos procesar o cocinar dentro de otro que contenga agua en ebullición ha permanecido prácticamente igual a lo largo de los siglos. María lo utilizó, además de en algunos procedimientos químicos más complejos, en la obtención de sustancias volátiles o aromáticas, así como en la evaporación de extractos. El que introdujo el término fue el mencionado Arnau de Vilanova, que en sus escritos lo menciona como «baño María».

Si te ha gustado este artículo, quizá te pueda interesar el post: Mujeres científicas que debes conocer.

Imágenes: Antoinel~commonswikiRoberto Lazo

2 Comentarios

  1. Hola muy buen dia,sus narraciones son en verdad muy ilustrativas e interesantes pero no dejan un link donde recopilar mas informacion quiero saber mas el mundo sobrenatural me fascina, me subyuga gracias por todo lo bueno que aportan al conocimiento personal

  2. Interesante aporte sobre la alquimia y el origen de esta ciencia un poco perdida. Gracias por los aportes para nuestra comprension y aprendizaje

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here