Japón es uno de los países con mayor creencia en lo espiritual, de lo cual derivan un sinfín de leyendas y mitos que han recorrido el mundo. A raíz de ello, es normal que muchas personas pongan su fe en que los fantasmas japoneses existen. En muchas ocasiones, estas historias tienen su origen en el sintoísmo, una religión aborigen que veneran a los kami o dioses de la naturaleza.

Incluso, son tantas las leyendas urbanas sobre demonios, fantasmas y entes terroríficos que la selección suele ser muy difícil. Algunos llegan a ser inspiración para los creadores de mangas y animes, muy arraigados en la cultura japonesa. En esta ocasión, en Supercurioso conoceremos algunas de las historias de fantasmas japoneses más populares. ¡Acompáñanos! 🙂

Los 5 fantasmas japoneses más populares

Puede que algunos ya los conozcas, así como habrá otros que sea primera vez que sepas de ellos. Ese es el nivel al que han llegado los relatos sobre entes terroríficos provenientes de Japón.

1. La Geisha esqueleto

La Geisha esqueleto, fantasma japonés

Es el mito llamado «Botan Doro» y forma parte de una colección de Kabuki (teatro japonés) llamado «Cuentos de la linterna». Narra la leyenda que un joven samurái vio a una bella geisha una noche y se enamoró de ella. Un día le confesó su amor y ella le prometió amor eterno.

Todas las noches la bella geisha iba a casa del guerrero a pasar la noche con él. Pero, una noche, un amigo del samurái lo visitó y vio como copulaba con un esqueleto.

Aterrorizado ante tal imagen, pidió ayuda a un monje, el cual colocó un sello protector en la casa del samurái que impedía que el espíritu entrara. De forma que, cuando llegó la noche, el amuleto impidió que el fantasma pasara al interior de la casa. Sin embargo, la mujer llamó al samurái con su dulce voz y él la dejó entrar.

Lamentablemente, al día siguiente, el cadáver del samurái estaba en un sepulcro abrazado a un esqueleto. A día de hoy, se considera como una de las leyendas urbanas japonesas más terroríficas.

2. Hoichi, el hombre sin orejas

hoichi fantasmas de japon

Esta leyenda se encuentra en un cuento del británico, nacionalizado en Japón, «Lafcadio Hearn». También se llevó al cine con el nombre de «Kwaidan», siendo uno de los fantasmas japoneses más populares.

Hoichi era un joven monje que con su arpa relataba todas las noches las batallas entre dos clanes de samuráis. Una noche se le presentó el fantasma de un guerrero y le propuso que contara su bonita historia en el reino de los muertos ante su señor.

El monje accedió y durante varias noches viajó al más allá para contar la historia. Pero, cuando el maestro del monasterio se entera, se preocupa enormemente y le dice a Hoichi que los fantasmas quieren apoderarse de su cuerpo.

Por ende, le indica que tiene que protegerse de ellos de la siguiente manera: Los monjes le pintan un mantra por todo el cuerpo que le hará invisible frente a los fantasmas. Esto era considerado como una tradición en Japón.

A la mañana siguiente, los monjes encontraron a Hoichi desangrado, pues resulta que habían olvidado pintarle las orejas con el mantra. Gracias a eso, el fantasma aprovechó y se las cortó para llevárselas a su señor. De ahí que se conozca a Hoichi como «el desorejado» o «el sin orejas».

3. Onibaba, la máscara del demonio: de los fantasmas japoneses más famosos

hoichi fantasmas de japon

Es una historia de la Edad Media japonesa que fue llevada al cine por Kaneto Shindo en 1964. Trata sobre 2 mujeres que asesinaban y robaban a todos los que pasaban por su casa. Un buen día, la más joven se enamoró de una de sus víctimas y se negó a matarlo.

La otra se puso una máscara de diablo para hacerle creer que era un espíritu maligno y así convencerla de que lo matara. La chica aterrorizada lo hizo. No obstante, cuando su compañera quiso quitarse la máscara no pudo. Lo intentó a martillazos y cuando descubrió su rostro estaba irreconocible, era un auténtico demonio.

4. Los Yōkai: los fantasmas japoneses más comunes

yokai fantasmas japoneses

Los Yōkai son seres vivos, pero que no llegan a ser humanos. Forman parte de las historias tradicionales del folclore, así como de gran parte de la cultura japonesa. Además, suelen tener apariciones en anime, llegando a representar un Pokémon.

Por otro lado, también han sido parte estelar de películas como La Princesa Mononoke, Mi vecino Totoro o uno de los más conocidos, El Viaje de Chihiro de Studio Ghibli.

Dependiendo del papel que desempeñen en la mitología japonesa, estas criaturas adoptan diferentes apariencias. Es decir, pueden ser animales, ogros, demonios, hasta llegar incluso a ser objetos o transformaciones humanas.

Una de las curiosidades de los Yōkai es que su naturaleza no está definida, pues llegan a ser inofensivos, adorables, pero a la vez terroríficos, rozando lo violento y dañino. Además, tienen la ventaja de que los daños físicos no le afectan, por lo que suelen adoptar una actitud arrogante y burlona.

Siguiendo la historia sobre estos fantasmas japoneses, si te encuentras ante el acoso de un Yōkai, lo más factible es pedir la ayuda de un monje que tenga la bendición de Buda.

5. Los Yūrei, una de las leyendas japonesas más sonadas

Yurei, fantasma de Japón

Es la versión japonesa de lo que el resto del mundo conoce como un fantasma, por lo que sus apariciones son muy frecuentes. La diferencia es que, en Occidente, estos seres apenas y se hacen notar en el mundo físico. Es decir, se manifiestan abriendo puertas y ventanas o moviendo objetos hasta tumbarlos, pero siempre son inofensivos. Además, la creencia es que son almas que buscan resolver algo que durante su vida no pudieron terminar.

Por otro lado, los Yūrei de Japón, son almas humanas que quedaron atrapados en su cuerpo. Eso significa que permanecen en la tierra, torturadas por un constante sentimiento de rencor, odio y en algunos casos, por amor.

Es frecuente que su apariencia normal en mangas, animes y pinturas sea de una mujer con vestimentas largas blancas, acompañada de una cabellera negra extensa y un rostro desfigurado. Adicionalmente, suelen ser entes peligrosos, puesto que están consumidos por una sed de venganza contra cualquiera que le haya causado sufrimiento en vida. Este sentimiento solo desaparecerá cuando haya cumplido con su objetivo.

También se dice que son espíritus que no se les hizo la ceremonia correspondiente luego de que perdiera la vida, lo que los condenaría a vagar hasta el amanecer. Se identifican gracias a que generalmente van vestidos con un kimono blanco y un pelo negro muy largo.

¿Qué te parecieron estos fantasmas japoneses? Puede que hayas visto alguno en tus series de anime favoritas y ni siquiera te diste cuenta. No cabe duda que la cultura de Japón es una de las más ricas en lo que a paranormal se refiere. ¿Conoces alguna otra historia? ¡Déjanosla saber en los comentarios! 

6 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here