La fe católica está marcada por los más curiosos y profundos simbolismos, muchos de los cuales nos llevan por los pasillos del miedo, de la culpa y el terror. Desde las historias y preceptos revelados en La Biblia, se nos habla de ángeles y arcángeles, de leyendas como la de Adán y Eva, y de cómo desde esos primeros hombre y mujer, el concepto de pecado surgió, para recompensar o castigar a los seres. La religión católica plantea así un universo de blanco y negro, en el que sólo se puede ser bueno o malo, y asumir por ello las consecuencias. Si alguna vez te has preguntado qué significa Lucifer, estarás ante la presencia de uno de los más grandes mitos religiosos de la historia de la humanidad.

Son muchos los nombres de demonios que desde hace milenios han servido para sembrar el miedo en los creyentes. Lucifer es uno de los más conocidos. Al escuchar su mención, generalmente pensamos en un ser sobrenatural de carácter maligno. El judaísmo y el cristianismo contemplan a esta figura desde perspectivas diferentes. Mientras que para los cristianos, la respuesta a quién es Lucifer y Satanás se reducen a un mismo ente, para los judíos se trata de entidades distintas. Hoy en Supercurioso hemos querido aproximarnos a la historia de qué significa Lucifer, y cual es la verdad detrás del temido ángel caído.

¿Qué significa Lucifer? Los orígenes de su historia

Quién es Lucifer

Cuando nos aproximamos al concepto de qué significa Lucifer, encontramos que se trata de un ente que se ve reflejado en las más variadas historias de la humanidad, desde tiempos ancestrales. La palabra Lucifer significa el portador de la luz. En este sentido, es una forma de referirse poéticamente a un lucero, y en concreto al lucero del alba, el planeta Venus. Curiosamente, en la antigua mitología griega, Venus, ese punto luminoso que se ve en el cielo antes del amanecer, tuvo asignado un dios: Eosphoros, Heosphoros o Fósforo, que en la mitología romana recibió también el nombre de Lucifer. Fósforo, al igual que Lucifer también significa portador de la luz, y tenía un hermano gemelo, Hésperos, el dios de la estrella vespertina.

Sin embargo, no existe ninguna relación entre las historias del Lucifer del judaísmo y el cristianismo y el Fósforo de las mitologías griega y romana más allá de que, por el movimiento del planeta luminoso, los mitos sobre ellos implican una caída desde el cielo ya sea a la tierra o al inframundo, tal como explica también la historia del Lucifer bíblico. El hecho es que la versión católica es la que se ha difundido con más fuerza a lo largo de la historia, definiendo quién es Lucifer como la concentración y el resumen de la maldad en el mundo y en los corazones de los hombres.

¿Quién es Lucifer? La verdadera historia del ángel caído

qué significa Lucifer

Es una historia llena de matices y curiosidades, la que nos narra quién es Lucifer para la fe católica. El ángel portador de la luz era el más hermoso y sabio del reino celestial. Dentro de la jerarquía angelical era un Querubín, una exquisita creación de Dios. Si bien se cree que en La Biblia antigua Lucifer aparece con mayor detalle, en la que conocemos en la actualidad se encuentran pocas referencias a este personaje. Entre los episodios del libro religioso, se destaca un pasaje que se atribuye al profeta Isaías, y en el que habla de Lucifer como el lucero caído. En este pasaje, se revelan las oscuras ambiciones del ángel de la siguiente forma:

«¡Cómo has caído del cielo, Lucero, hijo de la Aurora! Has sido abatido a la tierra dominador de naciones! Tú decías en tu corazón: escalaré los cielos; elevaré mi trono por encima de las estrellas de Dios; me sentaré en el monte de la divina asamblea, en el confín del septentrión escalaré las cimas de las nubes, seré semejante al Altísimo».

La historia de este personaje también se revela en otros pasajes bíblicos. Es Ezequiel quien también habla de un querubín «lleno de sabiduría, acabado en belleza» y de su caída en desgracia. También se reconoce a Lucifer en el Apocalipsis, como un dragón cuya cola arrastra a las estrellas del cielo, que son los ángeles caídos, y que es vencido por el arcángel San Miguel, aunque no se menciona su nombre como Lucifer, sino como Satán.

¿Por qué cayó Lucifer del cielo?

Satanás

Al hablar de qué significa Lucifer, nos remitimos a un personaje tan polémico como ancestral. Lo que cuenta la leyenda en torno a él, es que su existencia estaba considerada como la más alta creación de Dios, un ángel querubín cuya inteligencia y hermosura no tenían comparación. En su condición de querubín, ángel poseedor de dos pares de alas, Lucifer dominaba sobre las naciones y tenía la función de ser el guardián de las estrellas y la luz.

Pero la esencia de este ángel pareció sobrepasar su honrosa posición. Aún cuando era valorado como una criatura preciosa, su espíritu se llenó de soberbia y orgullo. Supo reconocer que sus cualidades superaban ampliamente a sus compañeros, y quiso igualarse a su creador. Empezó entonces a formar un ejército con los ángeles que le seguían y estaban dispuestos a luchar junto a él. Inició así una gran rebelión, en la que buscaba expulsar a Dios de su trono. Éste, con el Arcángel Miguel a su derecha, le enfrentaron. Entonces Lucifer fue vencido, desposeído de todos sus atributos y arrojado a las profundidades del abismo.

Según el cristianismo, Lucifer se convirtió en Satán y su propósito, tal como lo plantean las escrituras, es seducir a los que guardan los mandamientos de Dios y conducirlos hacia sus propias tinieblas. Es por esto que cuando hablamos de qué significa Lucifer, nos referimos al personaje que representa la ideología del mal, la tentación, la avaricia, la soberbia y la instigación del lado oscuro que reposa en el alma de los hombres.

Satanás y Lucifer: ¿Qué relación les une?

Cuando hablamos de este personaje debemos hacer un apartado entre las visiones cristianas y judías. Para el cristianismo, Satanás y Lucifer son sinónimos. La única diferencia es que Lucifer se aplica al querubín, al ángel antes de su caída y Satanás es el nombre del capitán de los ángeles caídos, el «Príncipe de los demonios». Sin embargo, también existen teólogos católicos, en especial exorcistas, que creen que son dos demonios distintos. Lucifer era la mayor obra de Dios antes de caer y es un demonio, pero el verdadero ser maligno, el que supera a todos en maldad es Satán.

Para el judaísmo Satanás y Lucifer son dos entidades diferentes. Esta vertiente contempla a Lucifer como el ángel caído y soberbio que comanda a los descarriados, y que gracias a su orgullo y ambiciones logró su definitiva expulsión del cielo. Pero Satanás, que en hebreo quiere decir «adversario», representa al que se opone a Dios, el personaje que jamás fue un ángel, sino que por el contrario, implica la esencia pura de toda la maldad que pueda existir sobre la tierra.

Curiosidades de Lucifer

quién fue la madre de Lucifer

El príncipe de las tinieblas… el ángel caído… la representación del mal… son algunas de las frases comunes que se asocian a la idea de quién es Lucifer. Este enigmático y muchas veces aterrador personaje religioso está lleno de curiosidades que bien vale la pena explorar. Conozcamos algunas de ellas:

  • Uno de los mitos más poderosos sobre este personaje, es el que ata su caída a las tinieblas a la soberbia de querer el poder de Dios. En este sentido, al buscar en el diccionario español qué significa Lucifer, encontramos esta definición: «Hombre soberbio, encolerizado y maligno».
  • Lucifer y Fósforo significan lo mismo: el que porta la luz. Por eso no es de extrañar que una de las primeras marcas de cerillas que se comercializaron en el siglo XIX fueran los Fósforos Lucifer.
  • El nombre de Lucifer, en la tradición latina, no se ha relacionado siempre con el ángel caído. Prueba de ello es la existencia de dos obispos santos que llevan ese nombre: San Lucifer de Siena y San Lucifer de Cagliari.
  • Existe un sistema de creencias llamado Luciferismo. Los creyentes reverencian a Lucifer no como un demonio o diablo maligno, sino en su faceta de libertador, guía espiritual o guardián.

El enigmático ángel caído ha protagonizado las historias y temores de los creyentes durante siglos. Un personaje oscuro, cuyas referencias en La Biblia son acotadas, pero que ha permitido colocar nombre y rostro al mal sobre la tierra. Si te interesa profundizar sobre las creencias religiosas que los seres humanos han mantenido vivas por milenios, no te pierdas las interesantes reflexiones de estas Frases de Religión.

1 Comentario

  1. Su nombre de arcangel es samael
    Que significa luz divina
    Y lucifer y demonio son distintos
    Lucifer es el mas poderoso y el o los demonios son sus peones son los que andan asiendo el mal

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here