Como ya sabrás, Cleopatra fue uno de los personajes más célebres de la historia antigua. Tal fue su fama que aun en la actualidad sigue siendo una personalidad recurrente para infinidad de películas o libros. A esta reina del Antiguo Egipto siempre se la ha representado como una mujer fuerte, con carácter y sobre todo con una belleza sobrecogedora, aunque parece que en realidad esta última no era tal. Si quieres conocer los secretos de belleza de Cleopatra, únicamente tienes que seguir leyendo este artículo. ¡Seguro que te sorprenderán!

Algunos de estos secretos de belleza de Cleopatra eran bastante normales, pero otros eran muy excéntricos y que nunca se ha demostrado que realmente tenían un beneficio para el cuerpo. Estos tratamientos para cuidar su cuerpo, consiguieron enamorar a dos de los hombres más importantes de toda la historia de la humanidad como eran Julio César y Marco Antonio. A pesar de que Cleopatra guardaba con celo estos secretos, al final han sido descubiertos y hoy te mencionamos los más curiosos.

4 secretos de belleza de Cleopatra

1. Baños de leche burra y miel

secretos de belleza de Cleopatra

Uno de los secretos de belleza de Cleopatra más conocidos eran sus largos baños de leche de burra, que en algunas ocasiones acompañaba también con miel. Este proceso era utilizado por la reina para que su piel se mantuviera siempre brillante y reluciente. Las propiedades hidratantes de la leche se utilizan todavía en muchos productos de baño en la actualidad, no deja de resultar curioso que Cleopatra ya supiera de sus beneficios hace tantos años. Este remedio es un tanto difícil de realizar en casa, ya que parece irreal que nadie llene una bañera completa de leche para aplicarse este tratamiento de la reina de Egipto, pero sin duda nos hace ser más consciente de la importancia de la hidratación de la piel para que esté lo más bonita posible.

2. Pestañas perfectas

secretos de belleza de Cleopatra

Según la leyenda, Cleopatra tenía una gran obsesión por tener unas pestañas perfectas. Para ello, realizaba un auténtico ritual que según ella funcionaba a las mil maravillas. La reina recortaba sus pestañas durante tres noches seguidas, pero no eran noches cualquiera, sino que tenían que ser en el momento en el que la Luna estaba en cuarto creciente. Después de cortárselas a su gusto, las frotaba suavemente con aceite de almendras que en opinión de los antiguos egipcios hacían crecer las pestañas de manera mucho más rápida. Igual que antes mencionábamos que las propiedades de la leches están demostradas, también te diremos que el estado de la Luna no influye para nada, como habrás imaginado, en el estado de las pestañas, aunque las supersticiones de belleza eran sagradas para Cleopatra.

De todos modos, el hecho de remarcar las pestañas es esencial para tener mejor aspecto, así que tomamos nota de la importancia de cuidar esta pequeña parte de nuestro cuerpo.

3. Remedios contra el acné

secretos de belleza de Cleopatra

La piel de los egipcios, sobre todo en las clases altas, debía estar siempre perfecta. Uno de los enemigos más feroces contra los que luchó Cleopatra fue el acné. La reina de Egipto quería evitar por todos los medios que estos molestos granos aparecieran en su cara y estropearan la estética de su rostro por lo que también tenía un remedio para ellos. Los ingredientes que usaba para evitar el acné eran bien sencillos, se limitaba a hervir un puñado de puerros y mezclaba el agua resultante con leche de cabra y una cantidad muy pequeña de azúcar. Este exfoliante natural, ayuda a mantener su piel tersa y a eliminar imperfecciones o piel muerta.

Como ves, la exfoliación no demasiado agresiva de la piel ya era importante para Cleopatra cuando quería evitar el acné. ¡Recuérdala cuando te dé pereza aplicarte esa crema!

4. Agua de rosas

secretos de belleza de Cleopatra

El calor y el sol en Egipto solían ser abrasadores, por lo que Cleopatra siempre debía tener su cara fresca e hidratada. Para ello solía evitar todo lo que podía la luz solar, algo que mantenía sus párpados intactos. Además de estas precauciones, solía lavarse la cara tres veces al día, una por la mañana, otra por la tarde y la última por la noche. Al igual que los anteriores secretos de belleza de Cleopatra, este es muy fácil de elaborar. Las doncellas de la reina fabricaban esta agua de rosas hiervo una taza de pétalos en medio litro de agua. En la actualidad, este es uno de los remedios más demandados ya que es un tónico ideal para nuestra piel y que podemos usar varias veces a lo largo del día.

Como habrás comprobado tras leer los secretos de belleza de Cleopatra que te hemos mostrado, la reina del Antiguo Egipto era toda una experta en cosmética y una adelantada a su tiempo. Todos estos remedios son naturales, por lo que no tendrás problema alguno en poder elaborarlos tú misma. Además cuentan con la ventaja de que no te producirá daño alguno a la piel por su ausencia total de químicos.

Ahora, nos gustaría que nos dieras tu opinión acerca de este artículo tan interesante. ¿Te gustaría probar algunos de los remedios caseros que usaba la reina Cleopatra para mantenerse joven y bella? ¿Crees que según la fase lunar tus pestañas pueden crecer más o menos rápido? ¿Eras consciente de que las reinas egipcias se cuidaban tanto y eran tan presumidas? ¿Te ha sorprendido alguno de estos secretos de belleza de Cleopatra? Como siempre te decimos, nos encantaría leer tus comentarios. Así que anímate a contestar estas preguntas y a escribirnos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here