Fue la exuberante Marilyn Monroe quien pronunció aquella frase célebre: «Los diamantes son el mejor amigo de una mujer». Y para las y los amantes de la joyería, no hay nada mejor que un delicado adorno que con sus brillos comunique lujo y distinción. Las curiosidades de los diamantes nos llevan a reconocer uno de los minerales más valiosos del planeta entero. Se sabe, por ejemplo, que los primeros diamantes fueron descubiertos y minados en La India, hace más de tres milenios. O también que entre sus usos originales fueron empleados para pulir hachas. En la actualidad esta es una de las joyas más apreciadas, y la vemos en aretes, collares y especialmente en anillos de compromiso. Pero más allá de las piedras más comunes, hay algunas que son especiales, que han deslumbrado por su brillo, su tamaño y por supuesto, su valor. Acompáñanos en Supercurioso a conocer cuáles son los diamantes más caros del mundo.

Los diamantes más caros del mundo

1. El Koh-i-Noor

Los diamantes más caros del mundo

Iniciamos este recorrido por los diamantes más caros del mundo hablándote acerca del Koh-i-Noor. Su nombre significa montaña de luz en lengua persa, y bien que se gana este apodo, pues pesa nada menos que 109 quilates. Fue el general persa, Nadir Shah, quien lo nombró, gritando esta frase cuando lo encontró en el medio de la mina Kolkonda, en La India. No existe un registro exacto del valor del diamante, aunque los conocedores de la materia dicen que es simplemente incalculable. En la actualidad, la piedra ha sido incorporada a la corona de la reina Isabel II y se puede apreciar en la Torre de Londres.

2. El diamante Sancy

Los diamantes más caros del mundo

El siguiente en nuestra lista de los diamantes más caros del mundo es el Sancy que, además de tener un incalculable valor, también ha estado en el centro de diatribas, intrigas y robos, como la joya perfecta en la disputa central de una película de acción. Su historia ha sido rastreada hasta el año 1477, y ha estado en el poder de la corte francesa, de portugueses y de la familia real británica a lo largo de los años. Su nombre rinde honor a Nicolas de Harlay, seigneur de Sancy, un soldado francés y diplomático del siglo XVI. Se trata de una alucinante pieza de color amarillo, en forma de escudo y que asciende a 55,23 quilates. Simplemente precioso. Hoy puede ser admirado en el Louvre de París.

3. El Cullinan

diamante Cullinan

Y entre los diamantes más caros del mundo es imprescindible nombrar al Cullinan, una preciosa piedra que cautiva con la belleza de su brillo. Cuando estaba en bruto, el Cullinam valía alrededor de 400 millones de dólares. Luego, la piedra fue cortada en el Cullinan I, Cullinan II y aproximadamente un centenar de diamantes más pequeños. Esta piedra presenta la mayor calidad de gema sin pulir que ha existido en el mundo. Sus dimensiones originales eran verdaderamente extraordinarias: 530,2 quilates, que le llevaron a ser apodado como La Gran Estrella del África. En la actualidad forma parte de las Joyas de la Corona Británica.

4. El diamante Hope

joyas costosas

La historia del diamante Hope está repleta de misterios, tanto como su peculiar aspecto. Se trata de una piedra que destaca por un intenso y oscuro color azul, que le valió su fama mundial. Su valor, sin duda, lo sitúa como uno de los diamantes más caros del mundo, con una estimación de 350 millones de dólares.

Pero lo más curioso de esta joya es la leyenda negra que se teje en torno a ella. Se dice que el Hope está maldito, pues todos aquellos que han sido sus propietarios han tenido vidas desdichadas, grades tragedias o finales prematuros y horribles. Entre sus dueños se cuentan el Rey Sol de Francia, Luis XIV, su esposa María Antonieta, y un joyero holandés de nombre un joyero holandés, Wilhem Fals.

Sobre el Rey, se supo que redujo el diamante al tallarlo en forma de corazón. Entonces su familia menguó en igual medida. Ninguno de sus hijos, legítimos o no, superó la adolescencia. En manos de María Antonieta, el diamante pareció marcar la desgracia de su fin, en la guillotina. En torno al joyero holandés, murió a manos de su propio hijo. Lo que cuenta la leyenda es que el diamante adornaba originalmente una imagen de la diosa Sita en La India, y que fue robado por un sacerdote. Aquel fue sometido a una lenta y dolorosa tortura hasta su muerte, y sería el primero en una larga sucesión de malditos.

5. El Diamante Centenario

Diamante Centenario

El siguiente en nuestra lista de los diamantes más caros del mundo es el diamante centenario De Beers, que fue hallado en el año 1986 en el interior de la mina Premier, operada por De Beers en Sudáfrica. El corte original de la pieza pesaba 599 quilates, pero fue reducido a su versión actual de 273,85 quilates. Se trata de un diamante incoloro extraordinario, cuyo valor se estima en unos 100 millones de dólares.

6. El diamante Pink Star

joyas costosas

Con un valor de 60,7 millones de euros, el Pink Star se suma a los diamantes más caros del mundo. Se trata del diamante rosa más grande que ha sido descubierto hasta el momento, al punto de hacerse merecedor del grado de Vivid Pink, la clasificación más alta del Instituto Gemológico de América. Con 59,60 quilates, es una joya simplemente maravillosa.

7. El diamante Wittelsbach Graff

Los diamantes más caros del mundo

Hace más de tres siglos fue descubierto el Wittelsbach Graff en las tierras de La India. Desde entonces es considerado como uno de los diamantes más caros del mundo. Con su extraordinario brillo y sus 35,56 quilates, formó parte de las joyas de la Corona de Austria durante años. Luego pasó a las manos del joyero Laurence Graff, y posteriormente fue comprado por el emir de Catar, Hamad bin Jalifa, por 67,4 millones de euros.

Y tú, ¿Conocías las historias de los diamantes más caros del mundo? Se trata de joyas preciosas, que dan muestra de que la naturaleza en su estado bruto es la más extraordinaria de las artesanas. Si te ha gustado este tema, no te pierdas la historia del diamante rosa del jubileo de la reina Isabel II.

3 Comentarios

  1. Me parece muy chistoso que gasten millones en un carbón con los átomos organizados, osea son lindos, pero en serio tanto?, Con el dinero del 6 podría comprarme un Ferrari, una Ducati, Una Harley Davidson, una casa de buen tamaño, y hasta montar un negocio fructífero, y aún así, sobraría dinero. Inaudito.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here