En la sociedad en la que vivimos, repleta de congestión, de exigencias y parámetros que muchas veces nos sentimos forzados a cumplir, hay lugar para multitud de problemas psicológicos que se vuelven comunes. El estrés, la ansiedad, la depresión o los trastornos obsesivo-compulsivos han venido ganando espacios en la modernidad. Pero entre los problemas de desarrollo e interacción entre los seres humanos, las fobias ocupan un punto especial. Existen fobias comunes, como el miedo a las alturas o a las arañas. También otras fobias extremadamente raras. Pero hoy en Supercurioso nos hemos animado a hablar sobre el miedo a ser observado. Acompáñanos a descubrir qué es la Escopofobia.

Partimos de la idea de que las fobias no son más que la versión enfermiza del miedo. Como seres humanos, sentir miedo permite poner nuestro organismo en alerta y nos ayuda a reaccionar ante posibles amenazas y peligros. Pero cuando tenemos una fobia, se desata en nuestro interior un temor extremo por asuntos que generalmente no tienen un potencial real para hacernos daño. Es justamente de lo que se trata el miedo a ser observado. Nadie tiene, con la sola mirada, el poder de generar un daño en el otro. Sin embargo, las personas que padecen de esta fobia están convencidas de que existe algo como el mal de ojo, y que sentir la mirada persistente de otro ser, puede ser un agente de amenaza. Veamos a profundidad qué es la Escopofobia.

¿Qué es la Escopofobia?

fobia a ser observadoPodría parecernos que el tema de las fobias es algo moderno, que ha surgido en el seno de una sociedad que ya no debe preocuparse por cazar sus alimentos o por sobrevivir a la intemperie. Sin embargo, los datos históricos parecen revelar lo contrario, al menos en algunos casos. Cuando hablamos de qué es la Escopofobia, nos encontramos con una patología que ya fue descrita por el médico de la Antigua Grecia Hipócrates, en el siglo 400 a.C. El sabio mencionó el caso de un joven que era tan tímido que «amaba la oscuridad como si fuese la luz» y «pensaba que cada hombre lo observaba».

El término Escopofobia procede del griego «skopeō» y de «phobos». El primer vocablo significa «mirar a» o «examinar» y el segundo «miedo». Lo que le ocurre al que padece Escopofobia es que tiene terror a ser visto o mirado por otros. Como consecuencia, intentará huir o por lo menos taparse el rostro con las manos para evitar el contacto visual. Físicamente puede sufrir temblores, enrojecer, balbucear o padecer una fuerte tensión muscular. Los psicólogos afirman que gran parte de la población sufre en mayor o menor medida esta fobia, pero consiguen superarla.

Entre sus manifestaciones asociadas más relevantes se encuentra la Glosofobia o miedo a hablar en público. También el temor extremo a realizar cualquier tipo de actividad en la que se va a ser el centro de todas las miradas. Y acá encontramos situaciones muy diversas, que pueden ir desde tener que presentar un concierto de piano, hasta simplemente ser presentado ante una persona desconocida.

¿Cuáles son las causas del miedo a ser observado?

Escopofobia: terror al mal de ojo o simplemente a ser mirado

Aproximarnos a la comprensión de qué es la Escopofobia es profundizar también en las causas que la generan. El miedo a ser observado es considerado como una fobia social, es decir un trastorno de ansiedad que se da en la esfera social, como una fobia específica. En este sentido, el temor exacerbado conlleva a que el sujeto afectado evite el contacto con ese objeto o esa situación específica. Entre las causas más comunes que pueden desencadenar la Escopofobia, tenemos las siguientes:

  • Las personas que han vivido algún evento traumático de escarnio público en la niñez, tienen una tendencia mayor a desarrollar Escopofobia en su edad adulta. También aquellos que pasaron por episodios de Bullyng, especialmente desencadenado por sus características físicas.
  • Las personas que padecen de alguna malformación o dolencia física visible, también desarrollan de manera usual esta fobia a ser observado. Se produce como un efecto psicológico asociado a la timidez, la vergüenza y el temor a ser rechazados o despreciados.
  • Por último, el miedo a ser observado puede hacerse recurrente en personas que padecen de epilepsia o síndrome de Tourette (una condición neurológica en la que el paciente tiene tics o vocalizaciones) Ahora bien, en este caso el temor se asocia fundamentalmente a la vergüenza de tener un ataque en público, donde se podrían convertir en el centro de las miradas.

Escopofobia en famosos

miedo a ser observadoHablar de qué es la Escopofobia no es sólo referirnos a personas con dolencias físicas o con algún trauma puntual no superado. También en el exclusivo mundo de las celebridades encontramos patologías de este tipo. Entre las fobias de los famosos, encontramos el curioso caso de la actriz y modelo norteamericana Kim Basinger. Dedicándose a este oficio, y siendo poseedora de una belleza destacada, a todos les costaría creer que esta mujer padeció alguna vez del miedo a ser observado.

Pero la realidad es que la misma actriz ha contado que en su niñez fue una persona extremadamente tímida, que vivía avergonzada. Tan es así, que cuando empezó a trabajar y a ser reconocida en las calles, su condición se agudizó. A sus veinte años, estando en un supermercado repleto de gente, la joven sufrió su primer ataque de pánico, luego del cual se pasó seis meses encerrada en casa. Con terapia psicológica logró superar esta incómoda condición.

Entre la Escopofobia y el Mal de Ojo

miedo a ser observado

¿Has escuchado hablar sobre el mal de ojo? Pues se trata de una creencia popular que se vincula de manera estrecha con la Escopofobia. Se trata de la superstición de que una persona, con sólo posar la mirada con malas intenciones, puede generar sobre otro ser algún tipo de daño, de sufrimiento, enfermedad o mala suerte. El extremo temor al mal de ojo hace que las personas creyentes busquen protegerse con diferentes tipos de amuletos, que según dicen, pueden atrapar la mala energía y eliminar su efecto.

Y tu, ¿Habías escuchado hablar sobre qué es la Escopofobia? ¿Sabías que el miedo a ser observado tiene también una vertiente esotérica? Si te llama la atención el tema de las fobias extrañas, te dejamos con este interesante artículo sobre la Coulrofobia o el miedo a los payasos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here