La Leyenda de la niña del panteón | Una historia mexicana terrorífica
5 con 1 voto[s]

México tiene leyendas extraordinarias como vimos en el post Escalofriantes leyendas mexicanas  y algunas de ellas están relacionadas con cementerios. En Supercurioso nos hemos acercado a la del El árbol del vampiro y en esta ocasión queremos saber más sobre una de las más populares: la Leyenda de la niña del panteón, una historia mexicana terrorífica.

Los cementerios suelen causar desasosiego en las personas que los visitan. Quedarse solo entre las silenciosas tumbas parece alterar nuestros sentidos de manera que cualquier fenómeno cotidiano busca y necesita una explicación que, de no ser evidente, nos remite a fenómenos parapsicológicos. Si unimos esto al hecho de que en muchas culturas el cementerio se considera un lugar liminal, es decir el umbral entre el mundo de los vivos y los muertos, es natural que surjan leyendas e historias sobre posibles fantasmas o espíritus.

La Leyenda de la niña del panteón

Es importante informar previamente que la leyenda de la niña del panteón no tiene una única versión. Como muchas leyendas ha sido adaptada a fenómenos parecidos que se han reportado en los cementerios de diversos lugares. Hemos recogido las tres versiones más populares.

Leyenda de la niña del panteón de Guadalajara, Jalisco

La leyenda de la niña del panteón que se explica en Guadalajara nos habla de una familia que acudió al cementerio al entierro de un familiar. Junto al padre y la madre iba una niña de siete años que se mostraba muy interesada por todo lo que ocurría a su alrededor con la inconsciencia de la edad respecto a los tristes acontecimientos que se estaban viviendo. Entre los saludos y pésames a los familiares la familia se separó y cuando llegaron a casa, el padre y la madre por separado, se dieron cuenta de que la niña no había regresado con ninguno de los dos. Se buscó a la pequeña entre los otros parientes pero nadie sabía nada. Se dio aviso a la policía que regresó al cementerio sin éxito. La niña había desaparecido.

La Leyenda de la niña del panteón | Una historia mexicana terrorífica

Años después murió la esposa del familiar enterrado ese aciago día y fueron a enterrarla en la misma tumba que su esposo. Al acudir los trabajadores del cementerio para adecuar el espacio, encontraron unos huesos de criatura y restos de tela. Así descubrieron lo sucedido. Al parecer la niña se había acercado a ver la tumba y cayó dentro muriendo de un golpe en la cabeza. El ataúd fue depositado sobre ella y se selló el panteón. Desde entonces se habla de que por el cementerio se pasea una niña que invita a jugar con ella a los que se la encuentran y al poco se desvanece. Es la niña que murió en el panteón. Dicen que si se dejan juguetes en el cementerio desaparecen y se oyen las risas felices de la niña.

La leyenda de la niña del Panteón de Monterrey

La leyenda de la niña del panteón que se explica en Monterrey difiere algo de la de Guadalajara. En este caso se trataba de una familia compuesta por el padre, la madre y dos hijas que vendían flores en las proximidades del cementerio. Un día de regreso a casa faltaba una de las niñas y la madre regresó al camposanto a buscarla, interrogada sobre qué estaba haciendo sola en ese lugar explicó que estaba jugando con otra niña en el interior de un panteón. La madre no dio crédito ya que el panteón en cuestión llevaba años cerrado y abandonado. En casa, se dio cuenta de que le faltaba su muñeca favorita y el padre, por no oírla llorar la fue a buscar al cementerio, encontrándola cerca del mencionado panteón.

La Leyenda de la niña del panteón | Una historia mexicana terrorífica

De vuelta al hogar, al ir a entregarle la muñeca, la familia se dio cuenta de que la niña, que pensaban que se había quedado dormida, estaba muerta. Desconsolados, le dieron sepultura y desde entonces en ocasiones se oyen las risas de dos niñas que juegan en el cementerio cerca del abandonado panteón.

La leyenda de la niña del Panteón de Orizaba

El Panteón de Orizaba en Veracruz es el más importante y visitado cementerio civil de la población. En él está la Piedra del Gigante, un documento histórico labrado en una piedra que data del siglo XIV, y la famosa tumba conocida como «la niña del ángel». Es la tumba de una niña de dos años llamada Ana María Dolores Segura y Couto quien falleció el 6 de julio de 1908. Murió cuando su vestido se incendió cuando la niña pasó al lado de una vela. Los padres, desconsolados, la enterraron y encargaron una escultura en la que estaba representada la niña y un ángel que la protege.

La Leyenda de la niña del panteón | Una historia mexicana terrorífica

La leyenda cuenta que por las noches en el panteón se oyen las risas de la niña que abandona su lecho de piedra y juega en los caminos del camposanto hasta que el ángel la recoge y la hace regresar a su helada camita.

¿Habías oído hablar de esta aparición? ¿Conoces otras versiones de la leyenda de la niña del pateón u otras historias relacionadas con cementerios tenebrosos? ¡Compártelas con nosotros y así podremos ampliar el artículo con más curiosidades de cementerios y leyendas terroríficas. Si quieres conocer más datos sobre cementerios famosos, te invitamos a leer:

Imagen: Isaac Vásquez

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here