Cuando hablamos de leyendas antiguas, la mitología griega aparece como la gran protagonista. Pero si nos aventuramos a ir un poco más allá, nos encontramos con culturas del todo diferentes e igual de interesantes. Los mitos nórdicos nos revelan el poderío de grandes dioses como Odín, y los engaños oscuros de otros dioses como Loki. Pero es en las deidades femeninas en las que esta cultura centra los mayores cúmulos de maldad. Ejemplo de ello es la diosa germana del mar. En todas las rutas vikingas se escuchan historias sobre este personaje, protagonizando actos terroríficos y despertando el terror de todos a su paso. Acompáñanos en Supercurioso a profundizar en quién eran Ran en la mitología nórdica.

¿Quién era Ran en la mitología nórdica?

diosa germana del mar

Al pretender hablar de quien era Ran en la mitología nórdica, debemos tener muy clara la esencia del pueblo vikingo. El origen del término vikingo se relaciona con los conceptos de asaltante o pirata. Eran personas de mar, que comerciaron y asolaron muchas zonas de Europa entre los siglos VIII y XI. Sus embarcaciones eran notables. Habían adquirido maestría en el arte de la navegación, y por tanto, sabían hacer barcos grandes, fuertes y muy resistentes, con los que surcaban el océano en travesías muy largas. Pero, aún a pesar de la valentía de los vikingos, al surcar los mares tenían presente un eterno temor: la presencia de Ran, la diosa germana del mar.

Ran en la mitología nórdica era la diosa del mar, casada con Aegir, el dios de todos los océanos. Su simbolismo se asociaba a todo lo malo que le podía pasar a un ser humano en el mar. Se creía que los que perdían la vida en los mares eran raptados por Ran y conducidos al fondo del océano, mediante una red gigante que fue hecha por Loki, el dios del engaño. Algunas teorías aseguran que la palabra Ran viene de un término antiguo que significa literalmente rapiña o robo, en referencia a las vidas que arrebataba en el mar. En efecto, la diosa germana del mar tenía una naturaleza muy diferente a la de su marido. Nunca experimentaba vergüenza o arrepentimiento por las maldades que era capaz de cometer.

¿Cuál era el aspecto de la diosa germana del mar?

Sí, Ran en la mitología nórdica es una deidad asociada a lo negativo, a la maldad, el secuestro y la muerte. Pero su imagen distaba bastante de su esencia. Aunque el color de su piel era verdoso, su aspecto era sutil y delicado. Ran tenía una larga y espesa cabellera negra, que se mimetizaba con las algas marinas de los mares del Norte. A pesar de que durante el primer vistazo podía parecer que su aspecto era muy bello, los pobre marineros pronto descubrían sus dientes puntiagudos y sus garras tremendamente afiladas. Según la mitología germana, Ran podía tomar varias formas, siendo las más conocidas la forma de sirena o la de mujer normal, con dos piernas en vez de cola.

¿Cómo actuaban Ran y sus hijas?

ran, diosa germana del mar

La diosa germana del mar no actuaba sola. Había tenido junto a su esposo a nueve hijas, conocidas como las doncellas de las olas. Madre e hijas disfrutaban con la presencia de hombres en su palacio submarino, y al parecer, en el fondo del océano no había tantos. Entonces no dudaban en ahogar a cualquier insensato que se atrevía a adentrarse en las aguas nórdicas. Algunas leyendas dicen que Ran tan sólo recogía los cuerpos de los desventurados que habían caído en el azote de las olas, pero otras defienden que era la misma diosa germana del mar la que provocaba los naufragios, por el deseo de ver repleto su palacio de visitantes masculinos.

Las leyendas asociadas a Ran en la mitología nórdica

Y si bien Ran en la mitología nórdica es la responsable de todas las cosas malas que ocurren en el océano, una vez llegados al fondo del mar, sus náufragos no parecían pasarla tan mal. Se cuenta que aquellos hombres que descendían al palacio de Ran se conservaban siempre jóvenes y bellos, pues su permanencia cerca de la diosa los convertía en inmortales. Sin embargo, se cuenta que si por cualquier motivo, Ran los mandaba a realizar alguna misión en su nombre, pronto tomaban un aspecto amenazador y se volvían criaturas marinas cubiertas de algas, a las que se conocía con el nombre de Fossegrim. ¿Recuerdas esas feas criaturas verdes y marinas de la célebre película Piratas del Caribe? Pues están inspiradas en estos personajes de la mitología nórdica, esclavos de Ran.

Los marineros vikingos, ya expertos no solo en las artes de la navegación sino también en las leyendas de la diosa germana del mar, habían dado con algunas técnicas para evitar a Ran. Se extendió entre ellos la superstición de que debían llevar siempre una pieza de oro en cada travesía que realizaban. Si los navegantes tiraban estas piezas doradas por la borda a la vez que recitaban una oración, la diosa no les capturaría con sus redes y tendrían un viaje seguro y de buena llegada a puerto. Estas joyas o amuletos también les servían para, en caso de que la embarcación acabara en el fondo del océano, pagar el favor de la diosa y así evitar que los retuviera en su palacio para toda la eternidad.

Cuenta también la leyenda que si los marineros extraviados aparecían de nuevo en su funeral, significaba que la diosa germana del mar les había dado un gran recibimiento en su palacio. Para algunos marineros ser atrapados por Ran no era tan negativo, ya que se celebraban grandes festejos en su castillo, en los que eran agasajados con abundancia por Ran y sus hijas. Pero al final la deidad terminaba por cansarse de ellos, y entonces los mandaba con Hela, la diosa del reino de los muertos, con la que tenía una gran relación.

Y tú, ¿Habías escuchado hablar sobre Ran en la mitología nórdica? ¿Piensas que los marineros vikingos tenían razones para temer a esta deidad? ¿Qué opinas de la crueldad con la que capturaba a los marineros extraviados? ¿Crees que sus hijas pueden ser los antecedentes de las famosas sirenas que conocemos en la actualidad? Sin duda que los mitos y leyendas nórdicas son un universo en el que podríamos perdernos por horas. Si bien conocemos del estilo de vida de los vikingos por las series y películas que se han hecho en su hombre, en la historia real encontramos datos mucho más interesantes aún. Si quieres seguir aprendiendo sobre este tema, no te pierdas nuestro artículo sobre los vikingos reales más temibles. ¡Te encantará!

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here