Los ángeles son seres celestiales que aparece en las tres religiones monoteístas más importantes: judaísmo, cristianismo e islam. Según sus libros sagrados son seres que están al servicio de Dios, pero las tres creencias coinciden en explicar que una facción de ellos lo desafió y sus miembros se convirtieron en ángeles caídos. Un grupo, los seguidores de Lucifer, iniciaron su órdago antes de la existencia del ser humano, pero otro, los Grigori, de los que ya te hablamos en Supercurioso, desobedecieron a Dios cuando estaban en la Tierra vigilando a los humanos. Su pecado fue enamorarse de las hijas de los hombres y procrear con ellas. El fruto de esta unión fueron los Nefilim, los gigantes hijos de ángeles y humanas.

Los Nefilim, los terroríficos gigantes hijos de ángeles y humanas

«Nefilim» viene de la palabra hebrea «Nafal» que significa caer y por tanto, cuando en la Biblia u otros escritos hebreos se habla de ellos, se traduce como «los caídos». Sin embargo, según que texto se estudie, la palabra nefilim podría traducirse de manera diferente y tener otros significados: «los gigantes», «los violentos» o «los derribadores». Según el Génesis 6, 1-4:

 «Aconteció que cuando comenzaron los hombres a multiplicarse sobre la faz de la tierra y les nacieron hijas,  al ver los hijos de Dios que las hijas de los hombres eran hermosas tomaron para sí mujeres, escogiendo entre todas.»

Cuando habla de «hijos de Dios» se refiere a los ángeles que estaban en la Tierra vigilando, los «Grigori», y éstos se unieron a mujeres humanas. Sus hijos fueron los Nefilim, que en general son descritos como terribles y malignos gigantes que carecen de capacidad espiritual y por este motivo no son susceptibles de resucitar en el fin de los días. Para algunos autores, los ángeles caídos no procrearon con mujeres porque se enamoraran, sino como un sabotaje a los planes divinos en un intento de contaminar a los humanos y que no tuviera lugar el advenimiento del Mesías.

Los Nefilim, los gigantes hijos de ángeles y humanas

En los textos se pueden encontrar mencionadas varias estirpes de nefilim: «anaquitas, zamaunitas, refaitas, emitas y giboritas». Tanto en el libro de Enoc, como en algunos de los Rollos del Mar Muerto se habla de los nefilim, y en el primero, en el capítulo 15 dice:

«Y ahora, los gigantes que han nacido de los espíritus y de la carne, serán llamados en la tierra espíritus malignos y sobre la tierra estará su morada.»

El Libro de Enoc, que únicamente está aceptado en el canon etíope, explica que fue por la maldad, la corrupción y las guerras que provocaron estos gigantes que ocurrió el Diluvio Universal. Dios, para acabar con los nefilim, los ahogó junto con todos los seres humanos excepto Noé y su familia. A pesar de que, en principio, todos ellos perecieron, existen leyendas en muchas culturas antiguas sobre los nefilim. En ellas estos seres son un equivalente a los semi-dioses griegos o a los héroes, con una gran fortaleza física y altura, pero con connotaciones negativas ya que se los considera malvados.

Los Nefilim, los gigantes hijos de ángeles y humanas

¿Conocías a los nefilim? Si quieres saber más sobre gigantes, quizá quieras leer el post:

– 5 hallazgos que intentaron probar que los gigantes existieron

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here