El universo de las películas de Disney ha alimentado la fantasía y la imaginación de generaciones enteras. Pero, no todas sus historias están llenas de esa magia que muestran los filmes. De hecho, muchas de ellas ocultan, tras la máscara de la ficción, eventos marcados por la tragedia. Uno de ellos es la historia del Jumbo de Disney. Seguro que recordarás la película que narra la historia del triste elefantito de grandes orejas, separado de su madre, que luego se convierte en el célebre elefante volador. Pues, este personaje, al que Disney llamó Dumbo, proviene de la lamentable vivencia de un animal de verdad. Acompáñanos en Supercurioso a conocer la historia real de Dumbo.

Descubre la historia real de Dumbo

historia real de Dumbo

Muchos personajes de las ficciones, se dan gracias a la inspiración en el mundo real. Y aunque las películas infantiles parezcan pura fantasía, también encuentran alimento en el mundo tangible. El Jumbo de Disney es prueba de ello. Y es que Dumbo, el pequeño y tierno elefante que nació con orejas enormes y que generaron la burla de sus compañeros de circo, fue inspirado en un personaje de la vida real. La historia real de Dumbo es en verdad la de Jumbo, que fue mundialmente conocido como «el rey de los elefantes«.

Jumbo fue capturado en Abisinia, África, en 1861, cuando contaba aproximadamente un año de edad. En su periplo por el mundo, recaló primero en París, después en Londres y finalmente viajó con el circo por los Estados Unidos.

Su vida estuvo plagada de dolor, desde el mismo momento de su captura. Lo que se cuenta es que los cazadores, al cruzarse con una elefanta, comienzan a tirarle lanzas hasta matarla. Una vez muerta, le extraen los colmillos, para vender el marfil, y se llevan a su cría, que permanece aterrada al lado del cadáver.

Esa habría sido la vivencia del pequeño Jumbo de Disney. Jumbo significa en swahili «hola» y fue el cuidador del elefante, Matthew Scott, el que le puso el nombre. Tras unos primeros años en París, fue intercambiado por un rinoceronte con el zoo de Londres.

Cuando llegó al zoológico de Londres, expuso Abraham Bertlett, su director, que estaba en pésimas condiciones. Una vez allí y debido a su buen talante, fue utilizado como montura de recreo para los niños que se acercaban al parque-zoológico. Muchos personajes ilustres subieron a lomos de Jumbo en su infancia, entre ellos Winston Churchill o Theodore Roosevelt, así como miembros infantiles de las casas reales europeas.

El cambio en su carácter

Jumbo de Disney

Hasta ahora, la historia real de Dumbo, más allá de su cruel orfandad, podría haberse recompuesto. El vínculo afectivo entre el elefante y su creador era poderoso y los nutría a ambos. Pero, la fama del Jumbo de Disney se dio al mismo momento que la invención de la fotografía. Entonces, como era un atractivo notable, todas las personas querían tomarse fotos sobre el lomo del animal, que se pasaba el día entero soportando el peso de cientos de personas sobre su lomo.

Al llegar a la pubertad, el comportamiento de Jumbo cambió, como les ocurre a muchos de su especie. Las condiciones de vida se cree que influyeron notablemente en ello. No dejaba que se le acercase nadie más que su cuidador, pasando a ser considerado un animal peligroso

El propio Scott, su cuidador, se creía que era el único capaz de controlar sus reacciones. No se había comportado de forma violenta con el público, pero por las noches, en su recinto, se enfurecía. Quebraba las vallas y estrellaba sus colmillos contra las rejas hasta romperlos. Entonces, Scott le suministraba altas dosis de whisky, que al parecer eran lo único que lograba calmarlo.

La historia real de Dumbo había cambiado. Tanto temor empezó a desarrollarse sobre la posibilidad de que el elefante atacara al público, que en cada presentación se tenía preparada un arma. Si Jumbo atacaba, la orden era disparar. Entonces, dadas estas circunstancias, el zoo decidió que lo mejor era venderlo. Recibieron una suculenta oferta por él, proveniente del circo Barnum y fue vendido.

A pesar de la indignación del público británico, el Jumbo de Disney embarcó rumbo a los Estados Unidos en marzo de 1882. No pudieron amaestrar a Jumbo para que hiciera malabares, ya que únicamente los elefantes asiáticos son capaces de aprender esta habilidad, pero lo exhibieron con gran éxito al lado de un enano, Tom Thum y volvieron a utilizarlo para transportar niños.

Lamentablemente, murió atropellado por una locomotora en lo que parece fue un error en el cambio de agujas. Cuando murió medía 5 metros de alto, 11 metros de largo y pesaba algo más de 4 toneladas.

El Jumbo de Disney, después de su muerte

Jumbo, el gigantesco elefante que inspiró a Disney para Dumbo

Phineas Taylor Barnum, el dueño del circo al que perteneció el Jumbo de Disney, donó sus huesos al Museo de Historia Natural de Nueva York e hizo disecar al elefante. Con el cadáver disecado creó un espectáculo itinerante que tuvo mucho éxito.

El director del circo utilizó las historias que corrieron tras su muerte como gancho para atraer al público. Una de ellas decía que el guarda agujas se olvidó de cambiarlas, ya que estaba fascinado mirando al elefante y la más popular, que Jumbo murió al apartar a su pequeño compañero enano Tom Thum de la vía del tren, en el último segundo, cuando la locomotora estaba a punto de alcanzarlo y falleciendo en su lugar. Finalmente, lo entregó al Barnum Museum of Natural History donde quedó completamente calcinado en un incendio ocurrido en 1975.

La historia real de Dumbo se hizo tan popular, que sirvió para dar nombre al protagonista del cuarto largometraje de la factoría Disney basado en un cuento corto.

Dumb en inglés es una manera despectiva de llamar a los mudos y también quiere decir «bobo». Así apodaron los otros habitantes del circo al elefantito de grandes orejas para burlarse de él, y cuyo nombre real era Jumbo Jr.

Y tú, ¿Conocías la historia real de Dumbo? ¿Qué opinas sobre los animales en circos y en estado de cautiverio? Anímate a dejarnos todas tus opiniones en un comentario.

Más allá de la verdadera historia de Dumbo, te puede interesar

Si eres de los que les fascina descubrir la realidad detrás de todos los cuentos de hadas y de la historias más conocidas, no te pierdes esta selección que hemos hecho para ti.

Ahora, si lo que quieres es alimentar un poco la fantasía, diviértete con estas adorables frases de Disney. ¡Nos encontramos en un próximo artículo supercurioso!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here